YOUTUBE LA HORA

Espacio de cultura

 
.

Expresividad y colores
Por Merlina Castro


Teresa Baldasini es artista plástica y docente de Hurlingham, que da clases en su taller “Pintura fresca”, en escuelas secundarias, y en el taller de la Biblioteca Popular Tesei.

“Yo estoy más preparada para hacer que para habar. Yo hablar… para actuar estoy preparada, pero actuar en lo mío, entonces la imagen es la que habla más por mí”, nos cuenta Teresa, quien a lo largo de su recorrido en el ámbito del arte, ha participado de numerosos proyectos e impulsado variados eventos artísticos. Ella ha atravesado por distintos momentos en su carrera artística, y en sus obras ha experimentado entre diversidad de estilos y materiales, ya que según nos dice, no se encasilla, y le gusta investigar, a la vez que valorar los recursos que tiene para producir e intervenir sobre las mismas.
Ary Brizzi, Frida, Orozco, Siqueiros, Raquel Forner, Guillermo Roux, Xul Solar, Petorutii, son tan solo algunxs de lxs artistas que admira, según expresa. Mujeres, tatuajes, muerte, son algunos de los temas en torno a los que ha trabajado, y en este momento está en un proyecto en relación a la vida y muerte (matanza) de los animales que se llama “Vaca”. También le interesa aportar desde el arte en la toma de conciencia de distintas problemáticas, por lo que se siente sensibilizada por la lucha docente y de las mujeres, de las que es parte.
Por otro lado, Tere, nos cuenta lo que le atrae de la docencia en la escuela: “trasmitir, y ver que me devuelven. En realidad aprendo más de lo que yo doy, porque todos los años son chicos diferentes […] en realidad voy a ver qué me pasa con ellos. Si, uno trata de a través de la forma de usar materiales decir `a ver, que podemos hacer con esto, bueno a ver que se te ocurre´”
Por el momento no está exponiendo sus obras, pero hace poco tiempo ha realizado una muestra de su producción completa en una exposición en La Rural. “Mi idea era que gente que no me conoce, ver qué opina de mi obra”, expresa Teresa y agrega que para ella fue una linda experiencia, donde conoció a otrxs artistas a lxs que también les había costado poder presentarse allí.
Además está haciendo cerámica, en el taller “fuego blanco”, a cargo de Eliana Oliva, y ha tenido la oportunidad de participar en San Esteban, Córdoba del último, ENACER (Encuentro Nacional de Ceramistas).
“Creo que el arte para mí, es el nexo, es el puente para llegar al otro. A mí me sirvió para acceder a otras cosas, el arte es eso, es libertad, es volar, y abrir los ojos”, comparte Tere sobre lo que el arte significa para ella.
Actualmente, lleva adelante el programa de radial “Arte en el aire” los jueves a las 18hs, junto a Marco Aguirre, Paula Flax, y Florencia Molinari, en Radio Web La cortada con el objetivo de comunicar lo que está pasando en Hurlingham en el ámbito de la cultura y el arte, difundir espacios y bares culturales, muestras, fechas de bandas, eventos, talleres, etc, recomendaciones de películas, y charlas con invitadxs.
Contacto / Facebook: Tere Esmeralda Baldassini
.


Le Pochoclo: prometedora banda local
Por Merlina Castro


Le Pochoclo es una banda de Hurlingham, que se formo en enero del 2017, a partir de una gira por Mina Clavero y San Marcos Sierras (Córdoba) en la que acompañaron a otrxs músicxs amigxs, tocando covers, temas propios y zapadas.
Los integrantes de la banda son, Paul Pedraza, (voz, guitarras, bajo), Pablo Díaz (voz, guitarras, bajo), Tato Barrios (batería, percusión, guitarra, bajo, voz), y Marcos Monescao (batería, percusión, guitarra, bajo, voz), quienes se consideran autodidactas y suelen cambiar de instrumento entre ellos, de acuerdo a cada canción.
Le Pochoclo es una banda con estilo y temas propios, las influencias, así como el estilo de sus canciones son variadas y disimiles abarcando desde la murga o el fandango, hasta el stoner o el grunge.
Actualmente se encuentra grabando su primer disco y trabajando en la composición del segundo.
Facebook
www.facebook.com/lepochoclomusica/
SoundCloud - Le Pochoclo

.

MAKI 3: Proyecto de taller combinado de artes
Por Merlina Castro


“Con la dificultad de seleccionar un algo que tengamos en común, en nosotros como grupo/personas/oficio, surgió el concepto de nuestras MANOS -MAKI en quechua.

Dar vida con nuestras manos para crear y materializar lo que queramos con la finalidad de traspasar, por medio del arte, las barreras humanas”
El sábado, 6 de mayo entre las 18:00 y 22:00 en “El Taller de Alejo”, (Simon Bolivar 1201, Hurlingham) se realizará la presentación del espacio y la dinámica de los talleres del proyecto MAKI 3. Habrá música en vivo, bufet, clases abiertas, informativas y demostrativas de los talleres, y exposición y feria de objetos de arte y artesanías.
El proyecto MAKI 3 está impulsado por lxs técnicxs en artesanías aplicadas, Laura Ferreri, maestra encuadernadora y Hernan Reinoso, artesano joyero, y la artista plástica y grabadora Alejo Ocampo.
Se trata de una propuesta de enseñanza en talleres de oficios específicos aplicados al arte: grabado, metales y encuadernación, que se iniciará el sábado 6 de mayo y finalizará el sábado 11 de noviembre. la modalidad de las clases estará abierta a la disponibilidad horaria del/la alumnx, no requiere de conocimientos previos, y se podrá elegir realizar seis meses del taller de uno de los oficios o combinar los tres (2 meses de cada taller a elección y dos técnicas).
A continuación se detalla el programa de cada taller y las técnicas y materiales a trabajar.

PROGRAMA:
-GRABADO:
Técnicas: xilografía (grabado en madera), blanco/negro, bicromía, tricromía, policromía, taco perdido, calcografía (grabado en chapa de hierro), punta seca, aguafuerte, aguatinta, mezzotinta, monocopia, experiencias gráficas
Materiales: fibrofácil, chapas de hierro, papel de calcar, carbónicos, lijas, pintura asfáltica, ácido nítrico, alcohol, aguarrás, placas radiográficas, acetatos, resinas, goma laca, tintas xilográficas
Herramientas: gubias, punzones, rodillos, espátulas, limas, prensa

-METALES (Joyería):
Técnicas: Calado, Soldadura, Modelado en cera, Grabado al ácido sobre metal, Esmalte sobre metal, Joyería, Textura, Engarces
Materiales: cobre, alpaca, bronce, soldadura de plata, fundente, mechas, esmaltes, coladores, tamiz, piedras (para engarzar)
Herramientas: arco de sierra, sierras de calar, limas, cinceles y estecas, torno colgante, soplete, pulidora, herramientas de mano para metal

-ENCUADERNACIÓN:
Técnicas: costuras (tradicional por cuadernillo, belga, japonesa, copta), confección de tapa dura, blanda. Forrado con telas, papeles simples y estampados. Técnicas de relieve y bajo relieve. Calados e incrustaciones. Papel marmolado
Materiales: papeles plásticos, papeles marmolazos, telas, cartones, cola vinílica, hilo encerado, tintas xilográficas
Herramientas: Regla, cuter, tijeras, pinceles, prensa, sierras, agujas curvas y rectas

Contacto-
Facebook: MAKI 3

.

El Salto
Por Merlina Castro


Es una banda de músicxs oriundos del oeste, de Morón, Ituzaingo, Castelar, y Hurlingham, conformada desde hace un año y medio por Gabi Bordón (saxo, armónica y coros), Gabriel Álvarez (batería y voces), Sebastián Curti (guitarra y coros) y Chelo García (bajo y voz), quien charlamos acerca de “El Salto”.

Chelo nos cuenta que con el grupo de “El Salto” se conocen desde chicos y desde hace un montón de tiempo que vienen haciendo música. Cuenta que han estado tocando el año pasado en Ituzaingo, Castelar y Morón, y este año lo han hecho en Hurlingham.
Las influencias de “El Salto”, provienen del rock nacional de los ´70 y de bandas icónicas del rock internacional y se proponen no quedarse en un solo estilo. Su música combina diversidad de estilos: rock latino, blues, reggae, candombe, bossa nova. “Nuestra idea es tocar por todos lados y tocar música que no se encasille en ningún lado para no aburrir y no aburrirnos”, expresa Chelo, quien también nos dice que generalmente el proceso creativo de la banda arranca desde lo rítmico, y luego realizan las letras de las canciones de las que participan todos en su creación.
“Tenemos sonido propio y buscamos lugares con ganas de que toque una banda, lleve gente y que se genere una movida más allá de lo económico”, refiere el músico sobre lo que intentan generar a la hora de tocar, para que no sea tan comercial. Por eso, no suelen cobrar entrada en sus shows, sino dejarlo a colaboración de lxs asistentes.
Actualmente se encuentran grabando un demo en El Paltar Record y su próxima fecha para tocar en vivo, será el 7 de abril en Morón Music Factory (Av. Rivadavia y Uruguay)
Los proyectos de la banda, son muchos, y amplios, nos cuenta Chelo, y el impulso de todos ellos, es sin duda el amor por la música.“La música nos libera, es nuestro cable a tierra, es algo que nos gusta, tenemos mucha gente alrededor que nos ayuda”.
Facebook: El salto música

.

Aserraderas en “Marcha”
Por Merlina Castro


Aserraderas es un grupo multidisciplinario de mujeres de Hurlingham, conformado por Mora Gabaroni, Coti Ferrer, Laura Romano (actrices), Maria del Valle Costa (acróbata), Natalia Ristau (bailarina), Bárbara Bergl (música).

“Aserraderas” cuyo nombre se debe al aserradero donde ensaya este grupo de artistas, nace cuando hace un tiempo estas mujeres se juntaron para realizar la obra de teatro “Marcha”, que presentaron en La Rotonda Cultural, en el multiespacio cultural de la UNGS (Universidad Nacional de General Sarmiento), en el festival “Niebla” y la feria del libro del municipio de Hurlingham. Esta obra fue escrita por Alberto Adellach, autor de Hurlingham quien en 1976 debió exiliarse por la dictadura cívico-militar y desde entonces no volvió a escribir dramaturgia.
El próximo 25 de marzo, la presentarán en la Biblioteca Popular Bernardino Rivadavia de Villa Ballester, en el marco del 41° aniversario del golpe de estado cívico-militar de 1976, como parte de una jornada artística por la Memoria, la Verdad y la Justicia, donde también habrá exposiciones fotográficas y presentaciones de poesías
“Marcha es una obra del absurdo donde no hay personajes establecidos ni una historia lineal, sino un pasaje veloz y contundente sobre una forma de vivir. Diálogos cortos y concisos. Ideas, personas que mueren y se levantan como otras ideas y como otras personas, que vuelven a morir”.
Facebook: Aserraderas

.

Cultura y alimentación consciente en La Patia
Por Merlina Castro


La Patia es un espacio de comida vegana que nació hace ya dos meses en Hurlingham, que tiene lugar en Continuum Bar (Tte. Gral. Julio A. Roca 1357) de miércoles a sábados de 20 a 00 hs a partir de la iniciativa de Loreley Lunar, Agus Rosales y Sofi Depascuali. “Impulsamos la conciencia con respecto a la alimentación y todo apunta a la autosustentabilidad, pasando por algunos puntos: la selección de alimentos, el reciclado, la separación de la basura, la conciencia con respecto al medioambiente y su cuidado”, nos cuenta Loreley sobre las ideas que intentan fomentar desde La Patia, un ambiente que combina lo reciclado, lo rústico y natural. Y sobre como concibe al veganismo expresa, “el veganismo es una forma, una filosofía de vida que adhiere al alimentarnos y consumir productos que estén fuera del margen del animal. No uso, ni abuso del animal, no es necesario”. “Se promueve la selección de productos y alimentos, pasando por todos los productos de consumo, por la comida, los productos de limpieza, cosméticos, ropa, etc. Creo que es necesario para la evolución, y justamente este es un punto que queremos que se expanda, no solamente ser exclusivos el espacio vegano en Hurlingham, sino que los demás espacios provean un menú vegano [...] Eso es lo que estamos buscando también, que se expanda y que la gente se anime a probar […] desnaturalizar la opresión y el abuso animal y todo lo que eso conlleva. Es necesario que se impulse eso” reflexiona Loreley acerca de los objetivos que las movilizan.
Además nos cuenta, que este emprendimiento, nace en el patio de Continuum. De ahí viene su nombre, al que le pusieron su impronta feminista, y por eso lo decidieron llamar “La Patia”.
Los miércoles acompañan en el espacio a un evento de tango queer coordinado por Liliana Chenlo, y los jueves a encuentros de jam a cargo de Sergio Blanco. Los viernes y sábados convocan a diversos artistas para disfrutar la noche entre poesías, música, teatro y otras disciplinas.

Miércoles de Tango Queer

En La Patia, tuvimos la oportunidad de charlar con Liliana Chenlo, la profesora que coordina los miércoles a las 21 hs, las clases abiertas de Tango Queer que se basa en el cambio de roles. Liliana nos cuenta de que se trata esta propuesta: “No hay hombre y mujer en el Tango Queer. Son dos personas que se encuentran bailando, ya sea hombre-hombre, mujer y mujer, u hombre y mujer pero que van cambiando el rol, el hombre hace el rol de mujer y la mujer hace el rol del hombre, más allá del sexo que tenga la persona. Esto también está muy inclinado a todo lo que es el ambiente diverso.
Y nos cuenta acerca de lo que se proponen generar en este espacio de Hurlingham: “Acá en Continuum estamos tratando de que sea un ambiente bastante amplio, de que pueda venir a bailar quien quiera, que en ciertas milongas no lo permiten. De hecho hay milongas donde tienen carteles donde dicen que no se pueden bailar entre personas del mismo sexo. Y yo creo que el tango va mucho más allá de eso, o sea, dos personas que se encuentran y bailan, y lo sienten por el tango. Esto pasa ya más por un lado de sentimiento con la música […] De hecho hay una milonga que es en Peru 571 (San Telmo), que se llama Milonga Tango Queer, que ahí todo el mundo baila con quien quiere, libre. Es sentir el baile libremente. Cualquier persona vive su sexualidad libremente, bueno, con el tango pasa exactamente lo mismo”.

.

Sexta edición de carnavales rotonderos
Por Merlina Castro


Otro año más, La Rotonda Cultural trae a los barrios de Hurlingham, la fiesta popular del carnaval abierta para toda la comunidad.
Esta es la sexta edición de los festejos que se proponen seguir recuperando los espacios públicos generando instancias de encuentro, celebración, y organización, entre diversidad de expresiones artísticas.
La apertura de los carnavales de este año, fue organizada junto a la gente de “Salidas Culturosas” y vecinxs del Barrio 9 de Julio, y la misma tendrá lugar el domingo 19 de febrero, desde las 19hs, en Berduc y Gaboto, Barrio 9 de Julio (Barrio Pampero).
El lunes 27 de febrero, desde las 17hs, en el Espacio de la Memoria, (predio lindero a la Estación Hurlingham del FFCC San Martín), continuarán los festejos de carnaval con la presentación de Facu Rie y al ritmo del grupo Sikuris de San Alberto (Las Catonas, Moreno), Murga Arlequines de Momo (Ciudad Evita), Bateria Puyay (Batucada, Moreno), La Moña Suelta (Murga Estilo uruguayo), Murga Cosa E Mandinga (Haedo), Murga Matamufa (La Matanza), Cachurra Monto su Burra (Cumbia, Cap Fed) Presenta: Facu Rie
El cierre de los festejos, será el martes 28 de febrero, desde las 17hs, en la Placita de Gluck (Plaza Sgto. Cabral, Gluck y Liszt), donde estarán presentes, la Murga Contagiando Alegria (San Miguel), la Murga Gastasuelas (Jose C Paz), la Candomgluck, la Murga Cachengue y Sudor (Cap Fed), la Murga Mocosos del Encontronazo (Moreno) y La Sonera (Son Cubano, La Matanza)
Entre algunas de las actividades que se realizarán en las distintas fechas, además, estarán el buffet popular y económico, la feria de artesanos, feria americana, juegos, venta de espumas, talleres, y presencia de stand de organizaciones.

.

Alejandro Santana:
historietista de sueños

Por Merlina Castro


“Creo que todos tenemos mucho interés en escuchar historias, cada reunión, encuentro u oportunidad de poder encontrarse y conversar, estamos dispuestos a escuchar las experiencias e historias de los demás. De chico, me gustaba escuchar historias, creo que las primeras que uno escucha son las de cómo se llegaron a encontrar sus padres, y las peripecias para salir adelante, pensar una vida mejor y trabajar por ella, pues venimos del interior como mucha gente que viene a buscar una oportunidad mejor acá en Buenos Aires. Eso fue muy inspirador para mi, tener un sueño y buscar que se te cumpla”, nos cuenta Alejandro Santana, ilustrador e historietista de Hurlingham, quien además, se dedica a la enseñanza del dibujo.
Alejandro nos cuenta acerca de cómo nació en él este interés por contar historias a través del dibujo, “al principio mi encuentro por el dibujo es el que todos tenemos, dibujar en ratos libres y luego en la escuela, algún San Martin, un que otro cabildo o casita de Tucumán. Hasta que llegaron a mi casa las historietas, `esas´ de las revistas D'artagnan, El Tony, Fantasía de Editorial Columba. Siempre uno con la imaginación les pone imágenes a las historias que escuchamos, y lo de dibujar esas imágenes que te vienen a la cabeza me fascino. Decidí empezar copiando a los dibujantes de historietas que más me gustaban. Soy `medio´ autodidacta, aunque estudie clases particulares de dibujo, con una profesora de barrio que me ayudo a egresar en el Conservatorio de Arte de Morón”.
A lo largo de su trayectoria ha incursionado por distintos ámbitos y ha definido que la historieta es lo que más le atrae, lo que lo impulsa a seguir imaginando y produciendo. “Estuve mostrando mis trabajos a distintos editores hasta que empecé como asistente de grandes artistas a los que les debo mi formación profesional. Me decían que tenía capacidad para la ilustración pero lo que más me atraía era contar historias en formato de historietas (…) El dibujo me fue llevando por distintas especialidades, publicidad, animación, cine, ilustración e historietas. Tengo lugar en el oficio, hay lugar para todos, lo importante es insistir y no rendirse, todos te empiezan a tomar en serio cuando estas siempre ahí para hacer las cosas”, y nos comenta sobre sus preferencias al momento de dibujar, “lo que más me gusta es el blanco y negro, en tinta china. Es lo básico pero lo más expresivo del dibujo para contar historias, que es lo más importante. Las historias que necesitamos y debemos contar”.

Para Alejandro, ejercer la enseñanza, no solo es un desafío, sino también la posibilidad de continuar aprendiendo y de disfrutar , así lo demuestran sus palabras: “Cuando comencé a enseñar me di cuenta que es complicado transmitir lo que uno aprendió, a veces se trata de encontrar un nuevo camino para volver a aprender, enseñando y aprendiendo al mismo tiempo, me veo yo reflejado en los chicos que le ponen entusiasmo por dibujar, por eso los aliento a no desistir, a no frustrarse y a disfrutar haciendo, dibujando y aprendiendo, en ese orden. Si no hay un buen ambiente para aprender, es más difícil”.
Alejandro, se muestra muy comprometido con su trabajo, soñador y solidario, alentando a otros/as a dibujar sus sueños. “Ahora entiendo que para dibujar hay que saber construir de a poco lo que queremos lograr, como esos sueños que todos tenemos, por eso la práctica, el esfuerzo. Seguro a veces nos desalentamos, pero no hay que abandonar el sueño. No hay que ser súper famoso para decir que lograste tu sueño”

.
Osvaldo Fuentes, la cerámica como
fuente de vida

Por Merlina Castro


“La cerámica es un mundo muy amplio donde se involucra muchas disciplinas. En la cerámica tenes el dibujo, tenes la química, tenes la escultura, tenes el grabado, como que todo confluye en la cerámica”, nos cuenta Osvaldo Fuentes, artista ceramista de Hurlingham, quien realizó sus estudios en la Escuela Nacional de Cerámica en Bulnes, donde entendió que la cerámica era lo suyo.

“Cuando entre a la escuela me di cuenta que eso era lo que yo quería hacer (…) al tiempo te vas dando cuenta que no es solo un oficio sino que también te marca como un estilo de vida. Vos te das cuenta cuando vos vas transitando el trabajo, la carrera, el oficio, te encontras con otros alfareros de otros lugares y te das cuenta que tenes un montón de cosas en común”.
Sobre el estilo de su obra, Osvaldo nos transmite, “siempre trate de tener en paralelo una producción artística, no solamente la producción como algo utilitario. Tratar de encontrar una imagen propia, de crear tu propia obra, tu estilo” y agrega, “me gusta más lo expresivo. (…) que te transmita algo. Y bueno, eso ya va por el estado de ánimo que uno tenga a la hora de hacer algo, o que se te cruce algo. Yo creo, que tengo un estilo, no lo podría definir, como que a mí me gusta mucho lo precolombino, lo etnográfico, lo histórico, entonces yo le meto una carga, como una cosa irónica, política. Pero bueno todo el tiempo uno va cambiando”
Desde hace 20 años que trabaja en el área de niñez, donde nos cuenta que empezó a trabajar en lo que en su momento era el Consejo Nacional de la Familia, que trabajaba en la problemática de los pibes en conflicto con la ley penal, por lo que trabajo en muchos institutos de menores. Y además nos cuenta que lo largo del tiempo, y a partir del nuevo paradigma para entender a la niñez, con la ley 26061, vigente desde el 2005, de Protección Integral de los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes, se comenzó a desarrollar un trabajo más territorial, de contención y prevención, y él lo hizo y continua haciéndolo desde el arte, desde la cerámica. “Ahí es como que se me abre la cabeza, otro mundo, otras historias”, expresa sobre lo que ha implicado esta experiencia para él.
Osvaldo Fuentes también es parte de un colectivo al que le han dado origen junto a otros ceramistas, que se llama Tantanakuy. Sobre este colectivo de ceramistas nos cuenta, “tiene que ver con un encuentro que hacemos en un pueblo que se llama Casira, en Jujuy, que es una comunidad alfarera, de unas familias que son 200 familias que viven en el altiplano y viven de la cerámica y es el único pueblo alfarero argentino que hay con una tradición precolombina de cómo hacer la cerámica (…) Nosotros, este colectivo de ceramistas, que somos 18 ceramistas de toda la argentina, estamos yendo a hacer encuentros con ellos, de una manera horizontal, charlas como de ceramista a ceramista, de las preocupaciones en común que tenemos. (…) Y bueno, estamos tratando de hacer intercambios, y esto hace que se te abra otro panorama, de otros ceramistas, de otros lugares, después se hacen los encuentros y bueno, como que estoy transitando ahora este camino”
A su vez, da talleres en su casa y Villa Mecenas, un espacio de artes visuales de Morón, que disfruta un montón de hacer, y nos comparte acerca de cómo se siente en este rol de docente y como lo lleva adelante: “La enseñanza es algo que a mí me gusta mucho, siempre me gusto. Creo que esta bueno que si uno aprende cosas, las tiene que devolver, no se las puede quedar uno (…) yo por lo general trato también en mi taller con los alumnos no meterles mi impronta” (…) Trato de que cada uno haga su propia búsqueda”.
Osvaldo trabaja con la cerámica desde distintos lugares, produciendo sus obras, realizando ferias, encuentros, talleres, como una herramienta de transformación social y presentando sus producciones artísticas en salones, como en el Salón Nacional de Cerámica, donde recientemente ha sido seleccionada una de sus obras, y donde hace unos años ha ganado el 3er Premio en Cerámica con su obra “Fuera de serie”. Para agosto de este año se propone presentar una nueva obra allí.
“Y bueno, ya tengo 51 años y hago cerámica desde los 15 años y todavía tengo muchas inquietudes y cosas de tiempo, que estoy sintiendo que no me alcanza el tiempo para hacer todo lo que quiero hacer”, reflexiona Osvaldo, tan versátil y expresivo al igual que sus obras.
.


Cumpleaños nº5 de La Rotonda Cultural ¡A todo festejo!

Por Merlina Castro


La Rotonda Cultural celebró 5 años de vida, y lo festejo el domingo 11 de diciembre con un Precorso Primaveral desde las 15hs hasta llegada la noche, en la “Placita de Gluck” (Plaza Sgto. Cabral, Gluck y Liszt, Villa Tesei, Hurlingham), lugar donde a fines del año 2011 nacía esta organización social, cultural, comunitaria y autogestiva. Acompañando con su música este festejo estuvieron Murgueras, Murga Contrabajones, Chama Mecidos, La Moña Suelta y La Candomgluck
Además hubo feria de organizaciones y de artesanxs, y diversas actividades como radio abierta, muestra de tela y juegos para niñxs.

Joaquín Penna, referente de la Rotonda Cultural, nos cuenta que el surgimiento de esta organización, se dio a partir del encuentro de diferentes experiencias personales y colectivas donde se mezclaban las ganas de expresarse artísticamente en el espacio público y al mismo tiempo la necesidad de construir nuevos espacios de producción cultural independientes y autogestivas. Y comenta sobre el desafío que enfrentaron desde sus inicios, “creemos que hay que empezar a buscar nuevas formas de producir y vivir la cultura popular a través de sus distintas expresiones y formas, donde no solo hay que discutir quienes son los dueños de `La cultura´, sino como consumimos, producimos y distribuimos los productos de la cultura”.
La organización de los carnavales es una de las actividades que La Rotonda ha emprendido desde sus inicios y estos se han convertido en festejos que año a año ofrecen a la comunidad de manera gratuita un valioso y diverso contenido cultural. “Creemos que los carnavales y los corsos son una de las expresiones populares que poseen nuestros pueblos. La mezcla entre las culturas originarias de la Pachamerica, los inmigrantes europeos y la cultura África ha dado origen a diversas expresiones de carnaval y forma de festejarlos, desde la murga uruguaya a la Porteña, desde las comparsas en Brasil al carnaval del Altiplano. En cada lugar se realizan en diferentes formas, mostrando la riqueza cultural que nos rodea y la herencia que nos han dejado nuestros antepasados”, expresa Joaquín acerca de lo que significa para La Rotonda, los carnavales y los corsos.
La Casa de La Rotonda Cultural, está situada en Pedro de Mendoza 1131(Hurlingham), desde fines del 2012, donde se desarrollan talleres culturales, producciones artísticas y culturales, un espacio de mujeres de reflexión sobre género y feminismo y de encuentro con otras colectivas del distrito y del oeste, y un espacio de huerta.
Además, parte de su trabajo territorial se desarrolla en el Barrio Pampero, ubicado en Parque Quirno, Villa Tesei, donde han realizado distintas actividades culturales y artísticas con lxs chicxs del barrio.
Ya son cinco años del nacimiento de un sueño colectivo, que se fue construyendo desde la concepción de que el arte y la cultura son herramientas de transformación social. La Rotonda Cultural ha demostrado y continua demostrando que esto es posible.

.

Teatro desde la escuela hacia la comunidad
Por Merlina Castro


El 24 de noviembre el grupo de estudiantes de 6° año de la E.S.E.A (Escuela Secundaria Especializada en Arte) n°1 de Hurlingham, presentó en el Centro Cultural Quinquela Martín, de Hurlingham, la obra teatral “Médico a palos”, con la adaptación de Luciana Daelli, y la dirección de su docente Natalia Montemagno.

La presentación de esta obra fue el resultado del trabajo de todo el año de lxs estudiantes, para recibirse en el bachiller especializado en teatro, junto a su docente, quien contó acerca de lo que fue este proceso: “el objetivo es construir una historia, una obra, en donde puedan sacar a diferentes lados a hacerla. Es el primer año que se hace porque la escuela es nueva y empezamos a trabajar con esta obra a partir de junio más o menos. Fue un proceso, en cierta manera, muy ostentoso, porque ellos nunca habían trabajado con texto, al trabajar con texto hay que ponerle el rol de los personajes, los chicos no tienen que estar memorizando y no decir un texto aprendido de memoria sino que ellos tienen que empezar a apropiarse del texto y que lo disfruten más. También fue un desafío porque varios personajes eran doble y bueno, había que encontrar una similitud o una línea de trabajo, que ellos, pudieron lograr. Al principio fue medio difícil porque no entendían ellos de que iba, como era hacer una obra y todo. Pero luego empezaron a entrar en la dinámica del teatro y bueno, fue un proceso muy muy lindo y disfrutable. Ellos la pasaban muy bien en los ensayos, se reían, construían, tenían buenas propuestas. Otras veces había como empujarlos también, estando en 6° año es difícil, y también siendo la primera promoción de la escuela era todo como una prueba piloto de lo que iba a suceder”.
Lxs estudiantes que actuaron son: Bruno Niveyro, Macarena Canchi, Alan Benitez, Franco Baez, Gustavo Vargas, Tatiana Ureta, Micaela Córdoba, Gabriela Nuñez, Noelia Barreto, Marcos López, Fidel López. El sonido e iluminación estuvo a cargo de la estudiante Gisela Brena y de la utilería fueron responsables las estudiantes Gabriela Quiroga, Florencia Villargarcía y Ana Liz Zárate.
Natalia Montemagno, profesora, actriz y Lic. En artes escénicas, formada en la Escuela Metropolitana de Arte Dramático (EMAD), la docente de la materia Proyecto de teatro popular de este grupo de estudiantes de 6° año de la E.S.E.A (Escuela Secundaria Especializada en Arte) n°1 de Hurlingham, también compartió como vivió y disfrutó de esta experiencia con lxs estudiantes:
“Es un rol difícil, porque uno es docente, pero a la vez se transforma en director en la obra teatral y a su vez siendo docente tiene que esperar el proceso de cada alumno. ¿Qué disfrute? Que los vi en escena a todos muy relajados, que llegaron bien a estrenar. Que chicos que no habían explotado, explotaron ese día y trabajaron excelente. Y me voy con el corazón lleno porque como que todo lo que machacaste durante el año decantó ese día y el disfrute es lo máximo. Aparte más, enseñando ya teatro, uno ya disfruta porque es un proceso de creación constante. El final fue el día 24 de noviembre que estrenaron pero fue un proceso de creación de disfrute de risas, de momentos donde estaban desganados y había que levantarlos. Y cada clase es distinta, así que el disfrute es constante con ellos”.
Además, Natalia se expresa muy contenta por todo lo logrado por lxs estudiantes y se queda con muchos recuerdos de esta grata experiencia: “Por suerte laburaron muy bien, es un grupo muy muy unido, de 15 personas, y bueno, salió bien. Fue mucho trabajo actoral, mucho trabajo en todas las obras, pasaron muchísimas veces las escenas, un trabajo de texto. Lo que más costo fue el texto, que se puedan apropiar del texto, y después empezar a jugar, a disfrutarlo y a pasarla bien. Rescato el compromiso de los chicos, la responsabilidad, se cargaron la obra al hombro y se pusieron realmente las pilas para estrenar. Ellos hicieron un pre-estreno el 22 de septiembre y después de eso hicieron el estreno ahora. A comparación del pre-estreno evolucionaron de una manera garrafal. Fue impresionante lo que hicieron. Así que de esta experiencia me quedo con el compromiso de ellos, la responsabilidad, el juego, las risas. Fue una experiencia muy muy linda, y bueno, por muchas más como esta”

.

Música Afro, hacia el Encuentro Lanhuldé
Por Merlina Castro


En la noche del sábado 12 de noviembre se realizó el Encuentro Afrolatino II, en Ocampo 1088 (la sede de CTA) en el que estuvieron presentes el Grupo G.A.D.I.A (Grupo Artístico de Investigación Afro-latinoamericana) y bailarinas, de Hurlingham, un Dúo de percusionistas de Villa del Parque, el grupo Batuke Babamorilú, de Moreno y Ritmo Carimbo, de San Martín.

La fiesta tuvo el objetivo de recaudar fondos para el viaje, que realizará el grupo a cargo de la profesora de danza africana-cubana Paula Romina Pantano, al 3er Encuentro Lanhuldé un encuentro que surge en el año 2013 por la iniciativa de algunxs artistas de danza y percusión africana de Córdoba que convoca a encontrarse con otrxs artistas que también se estén desarrollando en este estilo musical, para poder compartir e intercambiar sobre las variadas formas existentes de hacer afro en los distintos territorios. El Encuentro Lanhuldé de este año se llevará a cabo el 26,27 y 28 de noviembre en Cabalango, Córdoba, donde se llevaran adelante diversas actividades de percusión y de danza africana, en un contexto de aprendizaje y alegría colectiva en contacto con la naturaleza.

.

Charlie Di Palma: Entre la música, la poesía y la lucha feminista
Por Merlina Castro


Ella es de Hurlingham, se considera música
y poeta. Es mamá de Ulises. Hoy en día está estudiando letras porque le gusta la docencia, a la que descubrió tiempo atrás dando talleres literarios y de teatro.
Sincera, sensible, y de voz dulce, también es una guerrera de la militancia feminista.

“Trato de tocar siempre que puedo, siempre que me invitan”, nos dice Charlie a quien, según nos dice, en cuanto a estilos musicales, prefiere no cerrarse en uno en particular ya que le gustan muchos e intenta ser variada, “soy muy intuitiva y toco lo que surja […] soy más de tocar, escuchar música, o de sacar temas”.
Charlie nos comparte el recuerdo de su infancia: “la música siempre me gustó, y siempre me gustó cantar. Me acuerdo que ensayaba canciones y horas y horas y horas, infantiles en su momento. Mi pasatiempo era ese. Como ahora saco los temas, me pasaba en ese momento que cantaba”. Nos cuenta que arrancó de chiquita a cantar en el coro de la escuela y que a los 14 años pidió un bajo, con el que tuvo su inicio en la música, “me encantaba subirme al escenario y tocar, por más que no sabía muy bien técnicamente lo que estaba haciendo”.
Ya de grande, comenzó a estudiar con Pablo Alifano y desde hace un par de años lo continuó haciendo con Juan Díaz. En este momento, nos dice, que se encuentra en una etapa de empezar a entender la música, desde un lugar más teórico y de composición.
Charlie, tiene hechos muchos escritos propios, donde mezcla prosas, poesías y ensayos, que piensa publicar pero que ahora, está en una búsqueda de entenderse, de decidir que quiere comunicar y cómo.
Su interés por el mundo de la escritura también nació desde muy temprana edad, como a los 8 o 9 años, y nos dice, “me acuerdo que en la escuela se interesaron mucho por mis poesías, en su momento […] ese fue un impulso para empezar a escribir”. Y también hace referencia a la influencia de su familia en esto: “en mi casa siempre se leyó mucho, muchísimo, y mi hermano, se sentaba todos los días a leerme un libro, un cuento y eso también fue determinante, porque también me interesó mucho”.
Actualmente está más enfocada en lo que es la lingüística, las letras, lo sociológico y se siente muy atravesada por la educación y el feminismo.
Por otro lado Charlie es parte de La Rotonda Cultural, y de `Ya no nos callamos más´, el colectivo apartidario y autogestivo que reúne a mujeres que fueron víctimas de abuso sexual de Cristian Aldana, el líder de la banda de rock “El Otro Yo”; y colaboradorxs con la causa. Sobre esto nos cuenta que se dio a partir de “una búsqueda personal, que terminó en una búsqueda colectiva […] Cada una por su lado se planteaba ¿Qué onda con este sujeto, Cristian Aldana? […] Lo que pasó este año es que, gracias a un montón de agrupaciones, de movilizaciones, se empezó a hablar del tema del abuso, se empezó como abrir ese espacio que antes no estaba. Si hubiésemos denunciado hace 15 años no hubiera pasado nada. Mucha gente pregunta por qué no lo hicimos. Primero, porque no estábamos conscientes de lo que pasaba, y segundo, porque nos sentíamos culpables también por lo que pasaba […] Después que salimos a la cancha fue como un `bueno, ahora vamos a sostenernos´ […] Romper con ese esquema es difícil, pero, lo de `Ya no´creo que está bueno para difundir este tema del abuso […] hay una cuestión muy de poder, de abuso de poder, del músico o del profesor o de todos esos tipos de jerarquías, donde se aprovechan de situaciones de vulnerabilidad […]Confiamos en que esto va a ser el granito de arena para cambiar algo, es lo que nosotras intentamos hacer. [...] Estamos convencidas que lo estamos haciendo […] Todo para sanar nuestra historia y prevenir la de las que vienen, en muchos casos.

.

Por la participación ciudadana en las políticas culturales
Por Merlina Castro


Bajo el lema “Cultura y Construcción Colectiva: Hacia la creación de un Consejo Local de Cultura”, el sábado 1º de octubre se realizó el 3er Foro Participativo de Cultura, organizado por la Red de Organizaciones Culturales de Hurlingham, en la Escuela Primaria N°6 de William Morris.

En el transcurso de la jornada abierta a toda la comunidad, se realizaron dinámicas grupales, en torno a cómo sería el funcionamiento de un Consejo de cultura, y se presentó y se debatió en talleres el pre proyecto armado por la Red a partir de lo trabajado colectivamente en foros anteriores, que se propone presentarse en el Concejo Deliberante de Hurlingham.
Las razones que impulsan a la Red de Organizaciones Culturales de Hurlingham a promover la presentación de este proyecto para la creación de un Consejo local de cultura, postulan que el Consejo, es un espacio compartido de decisión entre el gobierno y la comunidad que fortalece el sistema democrático, un ámbito de participación que no se limita a escuchar qué proponen los vecinos, si no que los incorpora como sujetos activos al proceso de definición de las políticas culturales promoviendo una construcción colectiva de las mismas, en un diálogo permanente con el entorno. Institucionaliza la participación, que deja de depender de las buenas o malas intenciones de un funcionario o una administración en particular, colocándola a resguardo de los vaivenes políticos. En ese sentido, democratiza la toma de decisiones, impidiendo o dificultando seriamente el ejercicio arbitrario del poder, promueve el control de los actos de gobierno, y mejora la asignación de recursos y la transparencia. A su vez, al ser instituido por ordenanza fija un nuevo piso de derechos adquiridos y crea una ciudadanía activa y solidaria, generándose vínculos entre los vecinos y contribuyendo a fortalecer el tejido social.
En este 3r foro, estuvo presente el Director de Cultura del Municipio de Hurlingham, Damián Selci, quien expresó lo realizado y sobre lo que se proponen desde el Estado municipal actual para que Hurlingham se constituya en un polo cultural, invitando a la comunidad a participar en el desarrollo de políticas culturales del municipio.
También estuvieron presentes y participando del foro los Concejales Pedro Adrián Eslaiman y Lautaro Aragón quienes, al igual que el concejal Víctor Oviedo expresaron su apoyo al proyecto del Consejo de Cultura.
El cierre de esta jornada estuvo a cargo de talentosos grupos musicales locales y comprometidxs con la comunidad, “Los Rompeboinas” y “La Cebada”, quienes hicieron disfrutar a todxs lxs presentes de su alegre y cálida música,
También, el Intendente de nuestro municipio, Juan Zabaleta ha expresado su apoyo a esta iniciativa nacida de la propia comunidad.
Por otra parte, entre las adhesiones recibidas a la realización del 3er Foro Participativo de Cultura y de este proyecto estuvo la Ricardo Santillán Güemes, Licenciado en Ciencias Antropológicas de la UBA, especializado en Cultura, quien se expresó con estas palabras: "en estos oscuros tiempos de entrega y neoliberalismo exacerbado, acciones como las suyas se convierten en un clarísimo ejemplo de resistencia cultural y creatividad, en un fresco manantial en el desierto”.

.

“Terrenal” Admirable y excepcional obra del teatro argentino
Por Merlina Castro


“Ellos (Adan y Eva) tuvieron dos hijos varones. El mayor se llamaba Caín, nombre que traducido significa posesión, y el pequeño Abel, que significa nada. (…) Mientras Abel, el más joven, procuraba ser justo y se dedicaba a la vida pastoril, Caín pensaba únicamente en la riqueza y por ello fue el primero que tuvo la ocurrencia de arar a la tierra. (…) Tras acordar ellos hacer de lo suyo una ofrenda a Dios, éste se complació más con los frutos espontáneos y naturales y no por los producidos por la fuerza y por la argucia de personas avaras. De ahí que Caín irritado por haber preferido Dios a Abel, mató a su hermano”.
“Y tras recorrer muchas regiones Caín en unión con su mujer tomo posesión de Naid, y allí construyó su vivienda, en la que nacieron sus hijos. (…) Acrecentaba su patrimonio con abundancia de riquezas fruto de la rapiña y de la violencia y merced a su invención de las medidas y las pesas cambió la moderación con la que antes vivían los hombres, convirtiendo su vida, que era pura y generosa por el desconocimiento de estas novedades, en siniestra. Fue el primero en poner lindes a las tierras. Y en fundar una ciudad y en fortificarla con murallas para proteger aquel patrimonio, obligando a los suyos a vivir todos ellos encerrados allí”.
Así se presenta la sinopsis de “Terrenal. Pequeño Misterio Ácrata”, una obra teatral escrita y dirigida por
Mauricio Kartun, y que se realiza en el Teatro del Pueblo (Av. Roque Sáenz Peña 943, CABA) desde el año 2014, habiendo obtenido numerosos reconocimientos en el ámbito de la cultura desde entonces.
Con las impresionantes interpretaciones de los actores Claudio Da Passano, Claudio Martínez Bel, y Rafael Bruza, a lo largo de la obra, durante 90 minutos lxs espectadores transitan por distintos estados entre la reflexión, la risa y la emoción a partir de una historia que expone, denuncia y problematiza en un poderoso e impecable lenguaje poético distintas ideas filosóficas y valores en torno a la religión y el capitalismo que son parte de la historia de nuestra sociedad, en lo individual y lo colectivo. Una combinación de profundidad, originalidad, sencillez y talento, hacen de “Terrenal” una obra de arte imperdible.
Valoramos que en el municipio de Hurlingham, “Terrenal. Pequeño Misterio Ácrata” se haya presentado en el mes de agosto de manera abierta y gratuita a la comunidad, en el Centro Cultural Leopoldo Marechal.

Ficha técnica
Autoría: Mauricio Kartun
Actúan: Rafael Bruza, Claudio Da Passano, Claudio Martinez Bel
Vestuario: Gabriela A. Fernández
Escenografía: Gabriela A. Fernández
Iluminación: Leandra Rodríguez
Diseño sonoro: Eliana Liuni
Fotografía: Malena Figo
Asistencia de escenografía: Maria Laura Voskian
Asistencia de dirección: Alan Darling
Prensa: Daniel Franco,
Paula Simkin
Dirección: Mauricio Kartun

.

¡Taller de estampa japonesa,
a la gorra!

Por Merlina Castro


El domingo 9 de Octubre se llevará adelante en “El taller de Alejo” (Mazzini 1730, Hurlingham), un taller “a la gorra”, de estampa japonesa a cargo de la María Massone, artista plástica, doctora en Lingüística, investigadora del CONICET y especialista en el lenguaje de señas; cuyas obras son principalmente esculturas en vidrio y grabados, en las que aborda generalmente temáticas vinculadas al género.
La artista plástica Alejo, impulsora de esta actividad nos cuenta que María Massone visitará su taller para enseñar a todxs lxs que se acerquen a participar, esta técnica milenaria de grabado sobre madera, que tuvo su origen en Japón en el siglo XVII, y que también es llamada UKIYO-E (“pinturas del mundo flotante”).

Contacto: Facebook: El taller de Alejo
Blog: eltallerdealejo21.blogspot.com / E-mail: eltallerdealejo@gmail.com

.

“Artesanos” de la música

Por Merlina Castro


Artesanos es una banda de Hurlingham compuesta por Damian Vega, (batería y coros), Ignacio Oyarzábal (bajo), Daniel Antunez (guitarra), Diego Calvo, (guitarra y voz), y Martín Gonzalo Lema (tecladista). Su estilo va por el camino del rock, aunque también hacen reggaes y baladas.

“Artesanos, para mí, significa `refugio´. La tranquilidad que me da entrar en la sala y saber que cuando se cierra esa puerta, se termina todo el mundo que quedó detrás de ella. Se para el tiempo, te sube la felicidad y las canciones te esperan para abrazar todo lo que sos y hacerte libre aunque sea por un rato”, expresa Diego, quien además nos cuenta que la banda surge a fines de 2012 cuando Damián y él se empezaron a juntar para armar algunas canciones con una guitarra criolla en la plaza de Hurlingham. A medida que se fueron involucrando más con ese proyecto, nos dice Diego, que empezaron a buscar músicos y ahí se sumó Oyi (Ignacio). Este año se incorporó Daniel como integrante estable en la banda, consolidándose la misma aun más. También son parte de este proyecto, el tecladista Martín Gonzalo Lema, Bryan Marquez quien es su mánager y Támara Quintans, su fotógrafa.
Las referencias e influencias de `Artesanos´ son variadas, y particularmente Diego, menciona a algunos artistas que le gustan mucho: The Doors, Bob Dylan, Steve Ray Vaughan, Red Hot Chili Peppers, Clapton, ACDC, entre otros, y del rock nacional, Charly y el Flaco Spinetta son los músicos que más lo han movilizado. También considera como influencias a Los Redondos, Los Piojos, Cielo Razzo, La Renga, y Callejeros
Nos dice Diego, que disfrutan de tocar en cada lugar donde pueden hacerlo y que siempre vuelven al barrio. Además nos habla de su próximo proyecto: “el proyecto que tenemos próximo a arrimarse, es empezar la producción y grabación de nuestro primer disco. Nos morimos de ganas de mostrar lo que mejoramos, aprendimos y creamos. Tenemos esa necesidad imperiosa de mostrarle a la gente lo que somos a través de las canciones. Así que estamos enfocados en eso y ver donde cerramos el año. Queremos dar un gran paso, pero lo tenemos que pensar... “
Por otro lado, Diego nos comenta acerca de los mensajes que transmiten sus canciones: “soy muy crítico de la sociedad en mis canciones. De la política, del barrio y los valores con los que cada uno crece. Obvio que me gusta el amor y escribir a eso también, pero me parece que ya hay muchas canciones de amor y creo que hay otra cara que quiero mostrar […] Hay que concientizar a la sociedad que está muy podrida y, para eso estamos y a eso vamos. Generalmente siempre viene primero una letra y después te sentas a componer una melodía o un riff que acompañe aunque a veces pasa lo contrario”

.

Surfónica: Sonidos en movimiento

Por Merlina Castro


Surfónica es una banda de Surf Instrumental, y también con algunas influencias de punk que nace en el 2004 en Hurlingham. Su formación actual está compuesta por Juan Sebastián Faccio (guitarra), Pablo Leonardo Labriola (guitarra), Ezequiel Alván (batería) y Nicolas Manzi (bajo), quienes están tocando juntos desde hace 5 años.

En conversación con Juan y Ezequiel, nos cuentan que “Surfónica” lleva el mismo nombre de una de las canciones de “Surf Report” una de sus bandas de influencia en este estilo musical, que puede escucharse, por ejemplo, en la banda sonora de películas de Tarantino como “Pulp Fiction”. Otras de sus influencias son Surf Coasters, Los Straitjackets, Messer Chups, Secret Chiefs 3, Dead Kennedys, Misfits, The Ramones, Zorros Petardos Salvajes.
“Surfónica” cuenta con un EP llamado “Tales From the Sea of Istanbul” de 4 temas covers y actualmente se encuentra por sacar próximamente su disco, “Fire Waves“, de 14 temas propios. “Está buenísimo ya empezar a verlo más cerca, empezar a ver la ola que llega” nos dice Juan, y sobre esto, también Ezequiel, se expresa, “estamos muy emocionados por sacar el primer disco”, “si todo sale muy bien, lo vamos a estar presentando en noviembre”.
Sobre sus comienzos en la música, Juan nos cuenta que en su casa siempre hubo guitarras porque su abuelo era luthier, pero que al acercarse a la cultura skate, donde empezó a escuchar punk, es cuando se metió de lleno en la música y conoció a la música surf, un estilo musical que él asocia al skate y otros deportes extremos. “Estar en una baranda deslizando, es como algunas cosas que uno hace con la guitarra”, “las guitarras están procesadas con reverb que le da como esa cosa del agua, y se asemeja bastante a lo que es estar surfeando”, expresa.
“Yo empecé a querer golpearle a los tachos a los 14 años, también del lado del punk empecé a escuchar un montón de bandas punk melódico” nos cuenta, por su parte, Ezequiel. “Empecé con unos tachos de helado y después de a poquito fui consiguiendo una batería re económica, y después fui escalando de a poco […] siempre fui re cebado de tocar tipo 4 horas, 5 horas por día”. Por otro lado, reconoce y valora el acompañamiento de su familia y seres queridos a lo largo de este tiempo en su recorrido en la música.
Juan nos habla un poco de cómo se dio casi naturalmente lo de poder centrarse en terminar de grabar el disco, lo que tiene que ver principalmente con el compañerismo que se pudo generar entre todos ellos, “salió más natural, y también es una comodidad que sentimos, el respaldo del uno con el otro, saber que todo va a salir bien”, “además hay una cosa que esta buena tenerla siempre presente, el confiar un poco más ciegamente en los compañeros”. También Ezequiel agrega sobre los vínculos al interior del grupo, “confiamos el uno con el otro […] nos reconocemos porque aparte de ser compañeros de banda, somos amigos, “lo bueno, es que como hace años que tocamos, estamos también abiertos a recibir la crítica del otro. Para mí es muy importante eso, porque le da pie a crecer a la banda y a uno”.
La banda ha tocado por Hurlingham, Ramos, Campana, Morón, algunas veces en Capital, y también en Rosario, a donde manifiestan tener ganas de volver. Como proyecto les gustaría hacer una gira por la costa, y empezar a trabajar con nuevas canciones, incorporando y experimentando con más instrumentos, “para empezar a decir otras cosas” (Juan).
Cuando salen a tocar, nos dicen, que lo viven con ánimo de fiesta, y el público se divide entre el pogo y el baile, “la idea siempre básica es en todos los ámbitos, al menos con Surfónica, siempre fue divertirnos lo máximo posible”. Y hacer música, para ellos, es un deseo que se renueva constantemente. “Si hace tantos años estamos tocando […] es por algo”, “que querés hacer con la música y cuál es tu objetivo, tenés que recordártelo siempre” dice Ezequiel. Y Juan también, nos comparte sus sensaciones al respecto: “se presenta de manera inevitable, te nace en las vísceras y lo tenés que hacer”, “muchas veces cuando estamos componiendo hay mucho entusiasmo, y eso es genial. Hay temas que por ahí uno tarda 5 años en terminarlo y hay temas que se dan en una tarde, que no sabes por qué, es increíble”.

.

"La trinchera del amor" de Coni Banús

Por Merlina Castro


En la noche del 15 de julio en el “Territorio Cultural- La Cortada”, ( Bolivar 1251, Hurlingham), se realizó la presentación del libro de poesías de Coni Banús, “La trinchera del amor (Sin retorno)”, que próximamente el 25 de agosto, también se estará presentando en el “Tano Cabrón - Teatro & Bar”, de Almagro (Jean Jaures 715, CABA)
“Mi nombre es Constanza Banús, me dicen Coni, hace varios años escribo poesía, me animé a publicar hace un par de años,” así comienza a presentarse la autora del libro de poesías “La trinchera del amor (Sin retorno)”, quien luego nos cuenta que previamente en el 2014 publicó sus otros libros “Perdidas” y “El Fondito del vaso del dragón”.
“La trinchera del amor (Sin retorno)”, nos dice Coni, que surge para ser una recopilación de poesías que tenía guardadas, que no había publicado en sus libros anteriores, más otras nuevas que había estado escribiendo, y que a partir de la propuesta de una amiga, tuvo la oportunidad de hacerlo con la editorial “Peces de Ciudad”: “Seleccione de las que hablaban, digamos, de esos diferentes paisajes del amor, unas que había escrito hace mucho, y otras que escribí más que nada, todo el año pasado, pero la idea del libro o el recorrido que intenta hacer, tiene que ver con las diferentes formas del amor, no solamente del amor hacia una persona, `objeto´, si no, el amor por la poesía, el amor por la música, el amor por el arte. Cada uno tiene como la sensibilidad circulando en diferentes estadíos y en diferentes formas. Hay incluso una frase acá que dice que `el amor es como el agua en todos sus estados´, y bueno, no sé si lo logra, pero la idea es ese recorrido”.
Constanza Banús, además de poeta, es Lic. en psicología con especialización en Arteterapia, fue directora de la Revista Lamás Médula hasta el 2010, y en ese mismo año, creó junto a Ignacio Osorio, “Zoológico de poetas”. Actualmente lleva adelante una vez por mes, un ciclo de música y poesía, junto a su amiga pianista Maria Laura Antonelli y a otrxs músicxs y poetas invitadxs, en “El Tacuarí” (Tacuarí, 1557), de San Telmo. Coni, nos trasmite que siempre esta tratando de generar este tipo de actividades, en las se encuentra con el arte y la cultura.
“Leí en psicología social a Pierre Bourdieu que hablaba de los diferentes tipos de capital, del social, del económico, del cultural, etc, y me parece que estamos en un momento tan trágico, en relación a que se está queriendo imponer como único valor el capital económico, como un especie de dios que rige todas las reglas de juego, toda la vida, y estos otros capitales, como son el capital social, el capital cultural, etc, hacen que uno haga la diferencia y haga esas pequeñas enormes batallas que tienen que ver con que el dinero sí es un medio necesario, que no nos tienen que privar de lo necesario, pero además hay otros grandes valores, capitales y riquezas, que deben estar profundizados, que son vitales”, reflexiona la autora.

.

Omar Sisterna: Ser en lo que se hace

Por Merlina Castro


Omar Sisterna es un dibujante, pintor y grabador, exigente, y comprometido con sus producciones artísticas. De estilo irónico y provocador, a veces más expresivo, a veces más realista en sus trazos, en sus trabajos deja en claro su posicionamiento a la hora de expresar, demostrando su actitud crítica respecto de muchos aspectos de nuestra sociedad.

Omar, nos cuenta que en su infancia el dibujo era una actividad muy recurrente. De chico solía juntarse a dibujar con un amigo, le llamaban la atención la estética de los pósters de rock, y los comics, luego estudió arte y diseño en la secundaria Echeverría, participó de un Taller de dibujo del profesor Lapo Chirich, y ya de más grande se formó como profesor en la Escuela de Artes Visuales de San Miguel.
“Hace 10 años que dibujo y pinto las cosas que tengo ganas de dibujar y pintar. Las cosas que me interesan, las cosas que me perturban, las cosas que me movilizan”, “soy en cada cosa que hago” expresa Omar, quien a través de sus pinturas, dibujos o grabados, busca dar cuenta la posición desde la cual produce y llevar a la reflexión al espectador: “con la temática del animal, pasó un poco eso, cuando trabajé con esta concepción filosófica que es el veganismo y poner en cuestionamiento el especismo, sabía que me estaba metiendo en un terreno donde no iba a tener fácil la aceptación de la obra, lo cual es un desafío, y a mí me gustan los desafíos. Pero siempre como muy, de un lugar como muy honesto lo hago, muy sincero. Si me hago cargo de esa etiqueta de artista que no me gusta, te puedo decir que soy un artista que le gusta dejar en claro su posición y que en cada obra se refleje desde que lugar se está pintado, y también, no solo estéticamente, si no también muchas veces desde lo ideológico”.
Omar nos dice que le gusta pensarse como un obrero, más que como artista, y nos habla de cómo concibe a su trabajo, “en mi producción, mientras la estoy haciendo como que siempre esta esa dualidad entre el dejarme llevar y al mismo tiempo el detenerme a contemplar, pensar. Se pone muy en juego entre lo técnico y esa actividad medio de catarsis que es vomitar lo que a uno le pasa. Entonces es como entre lo espontáneo y lo pensado y parece como que en la actualidad creo, esa dualidad representa lo que hago”.
Además, se puede decir que es una persona exigente y comprometida con lo que hace. “Siento que yo siempre trabajo para mejorar, para tratar de ser bueno en las cosas que hago, en todo, ya sea trabajando, en la docencia, o produciendo artísticamente”, nos dice Omar, y sobre su trabajo en la docencia, agrega, “es un trabajo que lo asumí con mucha responsabilidad y mucha conciencia y lo entendí también como un rol hasta político, que es el de formar a chicos”.
Actualmente Omar se está dedicando mucho al estudio de historia del arte y aun no tiene definida su próxima producción artística: “estoy más enfocado en el estudio, leer, y artísticamente, no sé que me depara mi futuro la verdad. Es inevitable sentirse un poco angustiado por la situación política actual y creo que es el tema que más me está movilizando en estos últimos meses, así que creo que, toda esa tristeza, o preocupación y angustia que me genera el contexto social y político actual, sospecho que lo voy a poder sublimar produciendo, pero no tengo nada muy en claro de que voy hacer, ni que, ni como, ni siquiera los materiales”. Y nos habla de la importancia que tiene para él el estudio y las influencias de las que se ha nutrido en su trayectoria, como P. Picasso, A. Berni, y muralistas mexicanos: “lo que a mi me da esto de estudiar, es dejarme en claro que uno no descubre la pólvora, que hay muchas cosas que ya se hicieron, entonces me permite no creérmela nunca. Entonces un poco todas estas ideas estéticas, artísticas, no es que las inventé yo, naci de un repollo, también tiene que ver mucho con las influencias que uno toma”, “además de pintores también me gusta influenciarme de las ideas filosóficas y artísticas de escritores, de músicos. Y en ese sentido, por ejemplo para mi, Spinetta es una influencia”. A su vez menciona lo importante que fue su familia para hoy ser lo que es, y destaca la influencia su padre: “mi viejo curtió un ámbito completamente diferente, mi viejo fue un matricero, toda su vida laburo en una fábrica, y estas cuestiones de responsabilidad de si yo me comprometo con algo, cumplir, son cosas que me inculcó él. Él se desempeño en un ámbito completamente diferente al mío, y noto también esa influencia con esos valores”.
Omar comparte con nosotrxs, esa particularidad que a él le interesa y le atrae de una obra de arte, que es la de trascender en el tiempo, “trasciende en el tiempo, y trasciende como esa postal de ese momento. Entonces, vamos a suponer, que dentro de 100 años, alguien encuentra un grabado mío, que esta envolviendo unos huevos en un almacén. Bueno, que se dé cuenta, que en el 2012, había una persona que estaba preocupada por la manipulación de las masas por parte de los medios de comunicación”.

.

Axel Bernhard, un virtuoso
de la música

Contacto: Web: //axelproducciones.com / E-mail: axellennon@gmail.com

Por Merlina Castro


Axel Bernhard, de 26 años, es un músico y compositor de Hurlingham, de gran talento, sensibilidad y poder de generar emoción en quienes lo escuchan. Profundo admirador de los Beatles, tiene la capacidad de adaptarse a una amplia variedad de estilos musicales.

“Me gustan mucho los Beatles, toco tema de los Beatles, soy un apasionado por la música”. Así se presenta Axel, quien comenzó a experimentar en la música a los 12 años al descubrir en su casa unos vinilos de los Beatles que pertenecían a su madre, fanática de ellos.
“Se me ocurrió poner el primer disco que encontré, que era el disco, `Revolver´, un disco bastante radical para escuchar de entrada The Beatles. Era como una cosa bastante fuerte, y bueno, ahí fue como mi primer encuentro con ese sonido, con eso nuevo para mí, y no podía entender como no lo estaban pasando en todas las radios”. A partir de ese momento, surgieron en él ganas de tocar las canciones de esta legendaria banda, por lo que compró unos cancioneros con acordes, y con una pequeña guitarra y a oído aprendió a cantar y tocar.
A eso de los 13 años tocó su primer tema en vivo, `Wish you were here´ de Pink Floyd, con una banda integrada por compañerxs del colegio para un acto escolar. Aproximadamente tres años después tendría su primera banda beatle “The Stytles” y posteriormente la banda “6 días”.
Desde un primer momento le impresionaron las armonías vocales y la capacidad expresiva que tenían musicalmente los Beatles, como también el espíritu revolucionario de la banda, y siempre tuvo una admiración especial por John Lennon, “por la forma de componer, por la forma de transmitir, de expresar las cosas sin importarle nada, en un momento dado”. A su vez, Eric Clapton, Yes, Emerson, Pink Floyd, Hendrix, Santana, Creedence, Queen, King Crimson, Elvis Presley, Ray Charles, son algunos otros artistas a los que también admira, asimismo, del rock nacional, al Flaco Spinetta, a quien dice adorar, a Edelmiro Molinari, Emilio del Guercio, Soda Stereo, Fito Paéz, entre otros.
“Es como una terapia cuando uno se dedica a la música, la forma de expresar lo que uno siente, lo que va viviendo día tras día, y canalizarlo por ese lado. Es una forma de liberar un poco el espíritu y el alma que tiene uno guardado, yo creo que a uno, le hace muy bien […] Definitivamente a la música la adopté como una parte de mi vida, no me puedo ver sin la música. La guitarra es como una parte del cuerpo, el cantar también”, nos dice Axel sobre como siente a la música.
Actualmente integra la banda tributo “Lost Beatles” y una de covers “Los Rickenbackers”, y también tiene otros proyectos de dúos y como solista. Además, se dedica a hacer shows en diversos ámbitos, hasta en la línea H del subte, caracterizado como beatle, y da clases de música. Sobre la modalidad de sus clases, nos cuenta: “no hay edad, no hay límite de edad. Pueden ser para grandes, como para chicos. Y tomo un concepto de enseñar, donde yo también aprendo del alumno. Es una cuestión de querer buscar la forma en que él quiera aprender, y no de cómo yo se lo quiero enseñar. Que es lo que él quiere, y en base a eso, trabajarlo… ponerle una onda distinta a la clase, de hacerla más divertida”. Y expresa lo mucho que disfruta de dar clases: “lo disfruto mucho, es una de las cosas que más me gusta hacer, enseñar, poder transmitir algo, y en base a experiencias más personales que académicas […] De poder tocar y que uno pueda transmitir, que no sea tan estructurado a la hora de tocar, y poder también usar el oído”.

.

#YASEVAN. El nacimiento de una canción colectiva
Por Merlina Castro

#YASEVAN es una canción y más. Es un deseo. Un llamado a la conciencia. Una invitación. Un encuentro a partir de un ideal. Una denuncia. Un acto político. Una expresión de amor y una realidad posible.

#YASEVAN nace por iniciativa del artista Rodrigo Tarsitano para trans-formarse en un proyecto colectivo, que busca a través de la música repudiar el accionar de las corpo-raciones multinacionales extractivistas que invaden nuestras tierras saqueando recursos naturales y enfermando a nuestros pueblos de América Latina.
“Lo que me movilizo a hacer esto es porque puedo, porque todo el mundo puede, desde lo que tiene, desde lo que sabe, desde los recursos que tiene, cualquiera lo puede hacer […] Me gusta la idea de promover este mensaje dando a entender que lo podría haber hecho cualquiera, de cualquier otra forma […] ver, que si bien, ponele, hay muchos motivos por los cuales yo la paso mal, tengo tiempo de hacer algo por los que la están pasando peor. Eso, dejar de mirarse el ombligo y mirar alrededor […] A partir de eso, de darte cuenta cómo funcionan, qué lugar ocupan las corporaciones, las empresas, la clase alta, y bueno, denunciarlos con una canción, con una marcha, con lo que sea, estar ahí, estar presente. Yo lo hice a partir de una canción. Se me ocurrió que podíamos ser muchos músicos para que la canción tenga más movimiento”, cuenta Rodrigo sobre lo que lo impulsó a llevar adelante este proyecto. Y sobre cómo le ha resultado esta experiencia, expresa: “la experiencia de hacer la canción de manera colectiva estuvo buenísima, superó todas las expectativas que tuve en un principio […] “Algo que estuvo muy bueno es que como que se despertó un compro-miso”[…] Eso quizás es lo que más me emociona del proceso de grabarla de manera colectiva, el compromiso con la causa, y reflejado en la forma en que se comprometieron con la producción del tema, en darme una mano en lo que necesitara […] me da a entender como que todo el mundo tiene esa empatía guardada, de que no le dé lo mismo el dolor del otro, y también lo veo en el público cada vez que la toco”.
Reconoce que desarrollaron un trabajo intenso, que no fue fácil, pero que fue algo muy hermoso y sincero, y a la vez siente que con esto, también se puede inspirar a otrxs, “yo hice una canción, ¿vos qué podes hacer? No creo que sea en vano. Es básicamente de lo que nos quieren convencer, de que no se puede hacer nada, nunca se va a poder hacer nada porque esto fue así, siempre fue así, es así, va a ser así […] No me siento del todo artista y del todo ser humano si no hago estas cosas, que puedo[…]”
Esta canción, compuesta por Rodrigo, fue grabada e interpretada de manera independiente y colectiva por lxs siguientes artistas: Rodrigo Tarsitano, Karina Vismara, Nico Bereciartua, Yago Escrivá y Esmeralda Escalante (Aínda Dúo), Gimena Alvarez Cela (No Lo Soporto, Milhojas), Fede Petro (The Monkeyness, Los Tabaleros), Anamoli, Dani Ferretti, Sebastian Mattiassi, David Amado, Martín Grossman, Alvaro Vazquez, Juan Demarco, Brian Zditowski (Venezuela), Leonardo Parra Castillo (Colombia), Kika Simone (Brasil), Dolores Cobach, Tomas Amante, Hermano Sol, Agustin Donati, Ro Rapopport, Cam Beszkin, Martin Strambini, Miki Reno, Alejandro Moffardin, Nacho Díaz, Paula Carreira, Nicolás Burgos, Anne Lalarue, Jay Bird, Nahuel Del Monte.
#YASEVAN se presentará el sábado 9 de julio a las 21 hs en El Universal espacio cultural (Pje. Soria 4940, Palermo), junto a su videoclip.

.

2do Foro Participativo de Cultura
Por Merlina Castro

El pasado 14 de mayo, desde las 14 hs en la Universidad Nacional de Hurlingham (UNA-HUR), se llevó adelante el segundo foro participativo de cultura, organizado por la Red de Organizaciones Culturales de Hurlingham, una actividad abierta a toda la comunidad, con el objetivo de debatir y charlar acerca de cómo poder viabilizar la creación de un Concejo Local de Cultura en nuestro Municipio, y que características debería tener el mismo para que realmente sea horizontal, autónomo, ampliamente participativo y con una efectiva incidencia en el proceso de definición, elaboración, implementación y monitoreo de las políticas culturales.

La jornada del día, tuvo su inicio, con una presentación de la Red de Organizaciones Culturales de Hurlingham, una breve referencia sobre lo que fue el primer foro participativo de cultura, y una introducción al tema que sería el foco de los debates en tres grupos, en este segundo foro.
Algunos aportes brindados a lxs presentes, informaron acerca de que se tratan los Consejos en general y un Consejo de cultura en particular. “Los Consejos son instancias de participación ciudadana en la elaboración de las políticas públicas y el control del estado: son instituciones participativas permanentes, forman parte de la estructura del Estado, y están integradas por representantes del estado y de la sociedad civil, con igual derecho a voz y voto”. Los beneficios que aportan es que “amplían los límites de la democracia formal, mejoran la transparencia de las gestiones, democratizan la relación estado-sociedad, pro-mueven el vínculo entre vecinos fortaleciendo el tejido social, generan una ciudadanía activa, solidaria y crítica. Un Consejo de Cultura, se define, entonces, como “un espacio de decisión compartida entre el estado y la sociedad civil, para la definición, elaboración, imple-mentación y monitoreo conjunto de las políticas culturales”, donde su efectividad “depende de las características del mismo, su autonomía y su capacidad real de incidir en las políticas públicas”.
Luego del momento del debate sobre este tema, cada grupo realizó una exposición de las conclusiones a las que llegó y luego presentó mediante el juego con el cuerpo y la voz, una representación de las ideas fundamentales que se construyeron acerca de un Consejo de Cultura.
Entre las conclusiones se planteó, la creación de un consejo de tipo asambleario, cuyos representantes sean rotativos, en el que se aborden las necesidades emergentes en todos los barrios de nuestra comunidad y en todos los ámbitos de la cultura, desde una concepción liberadora, contrahegemónica y diversa.
Al cierre de la actividad, agasajaron con su presencia y arte, la cantante popular Julieta Sosa, acompañada del guitarrista Sebastian Pacheco, y por último la banda de candombe, “La Candomgluck”.

.

“Diciembre en llamas” en “La Cortada”
Por Merlina Castro

El sábado 7 de mayo, en el “Territorio Cultural, La Cortada” en Hurlingham, se presentó la obra teatral “Diciembre en llamas”, segundo proyecto como directora y dramaturga de Natalia Arteman, una obra que este grupo de teatro viene trabajando desde el año pasado, y que tuvo una temporada en el teatro Templum de Capital Federal. Actualmente se está presentando en este 2016, en una gira conurbana.

“Diciembre en llamas”, se trata de una familia ensamblada, que se reúne en la casa de la madre para conmemorar el cumpleaños de una de las hermanas fallecidas. Y el contexto social en el cual se enmarca esta reunión y que va a atravesar la realidad de la familia, es diciembre del 2001. Cada personaje, justamente, va a estar atravesado por la historia, desde diferentes puntos de vista, y desde diferentes sectores sociales. “No hace foco en el afuera, hace una analogía, la familia implosiona, la familia se saquea, se saquean entre ellos. Las parejas, el amor, la hermandad. Se rompe el vínculo con la madre, con la patria, con el ciudadano, con el compañero. Es una analogía en realidad la familia” nos cuenta Natalia sobre la obra, quien además expresa que lo esencial en la obra es “el amor y los vínculos”. Lo que trabaja Natalia como directora, sobretodo, son los caracteres, los valores, el condimento humano. “A mí lo que más me importa, es la condición humana. Hay una frase de Chéjov que la uso como nexo con la obra, que dice, `solo en tiempos difíciles, el hombre se da cuenta, lo difícil que es manejar sus emociones´ y creo que en todas las crisis sociales, en este caso, políticas, económicas, es donde el hombre se ve atravesado por todo, y en lo elemental, en su vida cotidiana, en su día a día con sus vínculos humanos”.
El elenco de la obra está conformada por lxs siguientes actores y actrices, mayoritariamente residentes del oeste: Facundo García Duhalde, Ana Victoria García, Santiago Maurig, Luciana Murdocca, Natalia Páez, Alejandro Maldonado, Mercedes Fittipaldi, Diego Li, Pablo Carrasco, Silvia Diforte. En esta oportunidad, se presentaron las actuaciones de Matias Gimenez Dacal, Viviana Hamdan y Federico Bianco, en reemplazo de algunxs de lxs integrantes del elenco estable.
En cuanto a la asistencia técnica, la misma es llevada adelante por Daniela Canu, Mercedes Fittipaldi y Marcelo Tulejko Ubal.

.

Mora Gabaroni: una versátil e inquieta del teatro
Por Merlina Castro

Mora Gabaroni, es una actriz y profesora de teatro, de Hurlingham, que ha hecho teatro desde siempre, desde que era chica, y que nunca ha dudado de hacerlo, según nos cuenta. En el largo camino de su formación, estudió en Andamio 90, escuela de teatro de Alejandra Boero, también ha estudiado teatro foro y actualmente está haciendo la Diplomatura de formación del actor en la UNGS. Su amplio recorrido como actriz le ha permitido experimentar en diversos proyectos y grupos de teatro, y a cada momento disfruta emprender nuevos desafíos.

“[…] Como todo arte cuando estas realmente ahí, hay algo que se desconecta y hay algo que se te conecta, con otras partes del cuerpo, con otras sensaciones, y si logras eso está buenísimo. Lo primero que se hace en teatro es jugar, y creo que si podes dejarte jugar y liberarte, hay un montón de cosas que se sueltan, de tensiones, de inhibiciones, preconceptos con uno, con el otro. Es muy lindo del teatro como vos ves reflejado en los demás cosas que por ahí te pasan a vos, situaciones reales o no reales y te pones en el lugar de los demás también. Y eso yo creo que te abre mucho la cabeza, jugar a ser otros, y entonces ahí empezas a entender un poco globalmente otras cosas, si lo haces de una manera comprometida. Pero me parece que lo fundamental es jugar, y atreverse a jugar no es fácil, pero cuando sucede pasan cosas”, expresa Mora acerca de lo que considera más valioso del teatro.
Actualmente está ensayando para algunas obras en Capital, próximas a estrenarse, también está trabajando en un infantil con títeres, coordina un grupo de teatro comunitario en Hurlingham y trabaja con un grupo de teatro de adolescentes, llamado “Razón de Ser”. Hace un tiempo ha participado de la obra “No serás luna” y ha integrado un grupo teatral llamado “Ahí viene el tren”. Recientemente en el marco de la conmemoración de los 40 años del Golpe Cívico Militar de nuestro país en 1976, ha estado trabajando en “Marcha”, una propuesta teatral estrenada en nuestro municipio, que combina teatro, música y acrobacia, y que nace a partir de la obra “Homus Dramaticus” de Alberto Adellach, dramaturgo de Hurlingham, exiliado durante la dictadura.
Mora manifiesta estar en una búsqueda personal como actriz y con muchas ganas de hacer más teatro y en particular alguna comedia. “Tengo muchas ganas de hacer obras que cuenten cosas que a mí me interesen contar, temas que yo quiera compartir con los demás o que dejen algo”, nos dice. Y sobre cómo se siente con el hacer actuación, nos dice: “yo cuando dejo de actuar y realmente sentí que actué, es como haber tenido un orgasmo […] es así, para mí esa sensación de haber dejado el cuerpo, todo […] Yo siento que funcionó lo que hice cuando pude desconectarme del afuera. Cuando termina la función y no sé muy bien que pasó […] porque como que estuve viviendo el otro tiempo, el tiempo de la obra, el tiempo del personaje”. Y acerca de cómo vive el proceso de darle vida a un personaje, nos dice: “depende mucho del personaje, si son personajes reales o de una época determinada, está bueno averiguar. A mí me sirve mucho mirar películas […] y después en el momento a mi me sirve mucho trabajar en el aquí y ahora con el texto. Luego, comparte una reflexión: “yo creo que un buen actor, es cuando vos lo ves haciendo diferentes personajes y todos son diferentes. Lo más difícil es salirse de uno […] uno ponerse en la piel de otro y todo lo que conlleva hacer de otra persona. Te hace muy observador también ver caracteres de los demás, formas de moverse, de mirar. Es todo un tema componer, como componer música, pero componer una persona nueva”.
En cuanto a lxs referentes de su profesión, Mora expresa que de todxs lxs profesores que ha tenido en su carrera, se ha llevado muchas cosas, pero que particularmente menciona a algunxs de ellxs, Paula Rasenberg, a Claudio Tolcachir y Laura Brauer a quienes admira mucho y quienes le han aportado a su crecimiento desde distintos puntos de vista del teatro: actuación, gestión y compromiso social.
A ella le gustan todos los géneros del teatro, y ha estudiado “clown” durante muchos años, y sobre su experiencia en esta técnica nos cuenta: “al principio mucha vergüenza, porque te expones una bocha, pero muy lindo […] me gusta mucho porque te da muchas licencias el clown […] una se siente segura porque estas protegida por una nariz, es como tener una máscara”.
Por otro lado, ella destaca mucho el valor de su trabajo como docente en la educación pública: “hay algo de dar clases que me gusta mucho, en el sentido social que tiene la educación y no lo quiero dejar de hacer, no quiero dejar de ser parte”.

.

Teatro TRONO- COMPA, llegan desde Bolivia.
Por Merlina Castro

El Jueves 14 de Abril se presentó en Hurlingham, en la casa de La Rotonda Cultural, el grupo de Teatro TRONO- COMPA originado en Bolivia, para poner en escena la obra “Arriba el Alto”, una historia ambientada en El Alto, La Paz, Bolivia, durante la guerra del Gas.

La obra “narra la historia de una pareja que vio El Alto nacer y después crecer. Frente a sus ojos el mundo alteño se articula y se desarrolla hacia explotar un mes de octubre negro. La pareja se enfrentará entonces a un dilema grande: quiénes somos en nuestras comunidades, cómo luchamos para ellas y cómo sobrevivimos cuando las sociedades se prenden para una causa universal, la libertad y soberanía de los pueblos oprimidos. Ellos son nuestra memoria, la lucha ineluctable de lo ancestral con lo moderno, la memoria de un pueblo que hubiese podido ser aniquilado pero que decidió levantarse para existir frente al mundo entero”.
COMPA Comunidad de Productores en Artes (COMPA), tuvo su origen en el año 1989 con la dirección de Iván Nogales, sociólogo de la UMSA (Universidad Pública de La Paz), autodidacta de la dramaturgia, y uno de los iniciadores del movimiento de Cultura Viva Comunitaria, con desarrollo en 17 países de Latinoamérica, quien fue el organizador del Primer Congreso Latinoamericano de Cultura Viva Comunitaria que se realizó en mayo de 2013 en la ciudad de la Paz, Bolivia. Junto a un grupo de niños y jóvenes de la calle Iván Nogales crea el Teatro Trono, una experiencia de teatro transformadora y generadora de diversas herramientas artísticas, y que ha indagado en el clown, en la comedia del arte, en la sátira, como formas de intentar burlarse de las distintas manifestaciones del poder que nos oprimen, incluso las existentes en cada unx de nosotrxs.
El día anterior a la presentación de “Arriba el Alto”, Iván Nogales brindó un taller también en el espacio de La Rotonda, sobre Descolonización del cuerpo y una charla sobre Cultura Viva Comunitaria.
“Cuando hablo de cuerpos, no hablamos de un cuerpo cualquiera, hablamos de cuerpos populares, esos cuerpos negados sistemáticamente, escondidos, puestos en los márgenes. Esa relación odiosa que se hizo entre centro y periferia. Nosotros haríamos […] un arte desde la periferia, tratando de buscar la inclusión de aquellos que eternamente han sido excluidos. Entonces estos cuerpos populares por los cuales trabajamos, son niños y jóvenes que están en estos márgenes […] Toda esa combinación, que prácticamente son una combinación de negaciones absolutas, que son olvidos sistemáticos del Estado, allá donde el Estado nunca quiere llegar para nada […] Entonces los cuerpos con los cuales trabajamos, son cuerpos populares, cuerpos olvidados y la descolonización para nosotros está desde estos márgenes. (Fragmento tomado de entrevista realizada por “Portal Escena” en Colombia, en noviembre del 2011).

.

Cecilia Taborda: cantora de la vida y de nuestra Tierra
Por Merlina Castro

Cecilia Taborda no se presenta como música, sino como cantora.
Se siente hija de la Pachamama, porque considera que uno es, por donde uno ha atravesado y lo que ha vivido.

Sus raíces son litoraleñas, pero ha vivido 13 años en el norte del país, lugar en el que nos dice, no hay un día en que no piense. Desde hace 7 años, vive en Buenos Aires, en la ciudad de W. Morris con su familia constituida por 4 hijos y su pareja.
Nos cuenta que le gusta mucho la música andina y que actualmente está formando su propio grupo musical.
Sobre sus comienzos en la música, Cecilia nos cuenta que empezó a querer tocar la guitarra a los 13 años pero que en ese momento nadie la incentivó a hacerlo. A los 18 en Humahuaca gracias a la comunidad transitoria anarquista “Huayra Huasi” (que significa, casa del viento) empezó a cantar, y así fue que conoció a quien fue su primer profesor de guitarra, un amigo que ya no está, Gonzalo Puchades. Después empezó a trabajar en escuelitas de campo ad honorem porque tenía a su niño, ya que fue mamá a los 16 años, y en una de esas escuelitas, un maestro de música le prestó una guitarra con la que comenzó a tocar. Las maestras de ese lugar, también la alentaron mucho para incursionar en la música, nos cuenta. Recuerda con afecto sus vivencias allí: “En esa escuelita eran 11 niños de 3 a 15 años. Con esos 11 niños fue una experiencia maravillosa, porque les enseñé a bailar, preparaba los actos, los hacía cantar. Hemos participado en encuentros muy lindos en Tantanacu infantil en Humahuaca, en Tilcara, en el encuentro del niño rural”. Posterior a esto, emprendió un camino junto a otros músicos de Humahuaca, quienes resultaron de gran influencia para ella. Raúl Torres, fue uno de sus grandes maestros de música, quien le compuso su primera Zamba. Ricardo Vilca, Carlos Guanuco, Juan Falu, Oscar Sierra, Bicho Díaz, Los Olimareños Zitarrosa, Melania Pérez y Violeta Parra son también sus músico/as referentes.
“La música a mi me ha salvado” expresa Cecilia. “Siempre fue de alguna manera la música un salvavidas, una forma de poder liberar, liberarme, y poder transmitir lo que soy […] lo que me permitía ser lo más transparentemente posible, y creo que hasta ahora trato de transmitir eso”. Así en sus palabras, ella deja plasmado, como la música le ha permitido atravesar los momentos tristes de su vida de otra manera y la filosofía de vida con la que los atraviesa: “Todo lo que nos pasa en la vida, nosotros tenemos que dejar que nos atraviese, aprender de eso y poder tomar de las vivencias de uno”, “lo que le digo a mi hijo, de lo bueno no aprendemos, de lo fácil tampoco, generalmente se aprende de lo duro, de lo difícil, de lo malo, de lo feo, pero bueno, es así, y es parte de la vida, y el dolor no es malo si te sirve para aprender. Peor es que te haya pasado como si nada […] A eso vinimos a este mundo creo, a aprender a amar, a aprender a dar y para mi bueno, una gran parte de eso lo hago a través de la música”.
En cuanto a la elección de su repertorio, nos comenta que siempre le gustó aquello cargado de contenido social, que este año ha vuelto a coplear en los carnavales y que tiene canciones propias pero que aún no ha tocado en público: “nunca me anime en público a tocar composiciones mías todavía, es una materia pendiente, tengo canciones mías pero no las toco en público. Se las he mostrado a algunos amigos. Es una de mis deudas conmigo misma, el poder tocar algo propio, y lo voy a hacer”.
A su vez, disfruta de generar encuentros culturales junto a otrxs artistas en distintos lugares, de hecho, forma parte de una asociación civil en Bella Vista que se llama “La Estación Cultural”. Por otro lado, lleva adelante junto a otras personas, la publicación de un periódico de la escuela Waldorf a la que concurren sus hijos, y también se siente un poco artesana, ya que realiza tejidos.
Cecilia, nos cuenta como se conecta con la música y cultura andina basada en el amor a la Tierra, y nos acerca a ella: “el conectarse con la Pachamama, con nuestra madre, es una relación. La relación de poder arrodillarte y poder sentir la Tierra. Sentirla como algo vivo, poder respetar todo lo que vive, sentirse parte de eso, y no que todo está al servicio del hombre, […]Es eso, salir de esa omnipotencia del ser humano […]”. “Una de las cosas más bellas que a mí me puede pasar es ponerme a cantar, a tocar la guitarra, y que los pajaritos se pongan a cantar al lado mío, me encanta, o que los perros vengan y se me echen al lado. Significa que tan mal no canto, que estoy en armonía con ellos. Y eso para mí ya está, es como que, me siento, en ese sentido, llena, porque lo que transmito, digamos, les llega a mis hermanos, a otros seres”.

.

Teatro Comunitario en Hurlingham: de la
comunidad y para la comunidad

Por Merlina Castro

Nació en Hurlingham el grupo de Teatro Comunitario, coordinado por la actriz y profesora de teatro Mora Gabaroni y el músico Juan Manuel Díaz, un espacio participativo, abierto y gratuito para toda la comunidad cuya primera convocatoria fue en diciembre del 2015 y que se ha puesto en marcha nuevamente desde febrero de este año.

“La idea de comenzar un grupo de teatro comunitario viene dando vueltas hace rato, por un lado de forma personal: en mi formación tuve mucho contacto con gente que participaba en este tipo de grupos, me tocó estudiar este tipo de movimientos y además vi varios espectáculos. A la vez surgió la iniciativa de algunos compañeros de la Rotonda Cultural”, nos cuenta Mora acerca de esta novedosa propuesta, y agrega, “la idea terminó de concretarse luego de que en el contexto del festival Imaginando Culturas se presentó el grupo de teatro comunitario Pompapetriyasos de Parque Patricios, donde la gente, en general, tuvo la oportunidad de ver un espectáculo de este estilo y nosotros tuvimos el empuje para comenzar, junto con Juan Díaz que es el director de la parte musical”.
En cuanto a quien está dirigido este tipo de teatro, Mora, nos cuenta que está destinado “a los vecinos y vecinas de hurlingham y del planeta”, y que no es necesario tener experiencia previa ni en teatro, ni en música, ni en nada en particular. “[…] La idea es ir creciendo entre todxs en este camino teatral, y a lo largo de los encuentros ir aprendiendo distintos saberes teatrales, musicales y bastantes más, dependiendo del proceso del grupo, ya que en el armado del espectáculo intervienen muchos factores más, que van desde las intervenciones plásticas o de otros lenguajes artísticos, pasando por el vestuario, necesidades técnicas finanzas, etc”.
Por otra parte, el motor principal de la creación de este grupo fue dar a conocer la historia de Hurlingham, desde su nacimiento hasta el día de hoy, a partir de las pequeñas historias reales, cosas que pasaron, que representan las historias de todos: “contar nuestra historia como ciudad, rescatando historias de nuestras familias, de nuestros vecinos, contando problemáticas pasadas y actuales, todo esto a través de un espectáculo que a la hora de compartirlo con la comunidad contribuya a la identidad de Hurlingham”, expresa Mora. Y además nos dice, “la propuesta escénica sale un poco de los juegos y de las improvisaciones, los personajes”.
Actualmente el grupo se encuentra trabajando en su conformación y formación, para pronto comenzar con la creación del texto y los ensayos del mismo, con la idea de tener para noviembre, al menos una muestra de lo que va ser la obra. Al mismo tiempo, se invita a todxs lxs vecinxs, a compartir sus historias ocurridas en nuestra ciudad, que deseen compartir.
Todxs lxs interesadxs en participar, de todas las edades (los niñxs acompañadxs por un adulto) pueden acercarse los sábados a las 16:30 en el “bosquecito” lindero a la Estación de Hurlinghan (Ricchieri al 1100).
-Contacto-
Facebook: Teatro Comunitario de Hurlingham

.

Cabeza de Chola sigue sonando fuerte
Por Merlina Castro

Cabeza de Chola es una banda de Hurlingham que tuvo sus primeros ensayos en 1998, y que hasta el día de hoy sigue sorprendiendo con su espíritu contestatario.
Su formación actual es: Rafael Cacalano en percusión, Daniel "Larry" Hass en batería, Alejandro "el Pelu" Giannini en bajo, Alejandro "el Pollo" Pallotta en guitarra, Rodolfo “el Rodo” Bagnola en voz y coros, Diego Zurita en teclado y Miguel "el Oso" Barrionuevo en guitarra, teclados, voz y coros.

Hablamos con “el Oso" quien nos cuenta acerca de los primeros tiempos de la banda y sus primeras producciones: “El primer EP que nosotros editamos fue en el `98, el último tiempo del Sr. Carlos Saúl Menem y por eso el disco se llamo Rey Burro”. También nos cuenta, que en el año 2000, sacaron su primer disco llamado “Para volar”, y que más tarde, grabaron el tema “Koreana” que fue incluido en el compilado “Buenas Vibraciones. Volumen 2”. Posteriormente, en el 2011, editaron su segundo disco, “La vida”. En este momento, la banda se encuentra preparando su tercer disco: “ahora estamos maqueteando el tercer disco oficial de Cabeza de Chola. Estamos en la germinación del disco, con algunos temas viejos, algunos nuevos, y otros que se van a ir armando durante la gestación del disco, que eso nunca lo hicimos […] hay, 5, 6 temas que no tienen letra directamente, y las letras se van a generar durante la grabación. Y eso esta bueno, porque para nosotros es más divertido, porque hay un poco más de sorpresa en lo que puede llegar a salir […] Y va a ser un disco de 15, 16 temas, que no sé cuando lo llegaremos a editar porque va a ser de forma independiente. Las bandas que graban en forma independiente suelen tardar en editar el disco”, expresa “el Oso”. Y sobre el estilo del grupo agrega: “nosotros hacemos reggae ska argentino y barrial y con algunos componentes de rock y canciones. En este nuevo disco va a haber algún tema, por ejemplo, que es casi una balada bolerística con cierto toque de bossa nova, que es un tema que se llama `Arrepentido´ que la música la hizo el uruguayo Gustavo Cortés junto con el Rodo. Lo hicieron entre ellos al tema, yo lo toco, simplemente. Y bueno. Hay de todo, lo que va surgiendo”.
La banda tiene una marcada impronta política y social que se puede escuchar en sus canciones, y justamente a lo largo de la charla con “el Oso”, esta mirada crítica sobre la realidad y este compromiso con la sociedad, se hace notar. En relación a esto, nos cuenta una anécdota de hace algunos años atrás: “recuerdo que Cabeza de Chola estuvo semi prohibido en Hurlingham en la época de Acuña. No le caíamos bien, se ve que algunas cosas que decíamos no le caía bien, entonces en el lugar donde tocábamos, nos mandaban los inspectores y lo clausuraban”.
También comparte su reflexión acerca de la importancia de que se respeten los derechos de lo/as músico/as: “Yo creo que todo que sea para que simplemente al músico lo respeten un poco mas esta bueno. Porque sobre todo, las nuevas generaciones están acostumbradas a tener que pagar por tocar en los boliches y no es así. Los bares se sustentan y es importante la guita que hacen solo por el hecho de vender bebidas y vender comidas si vendieran. No de las entradas de las bandas. Las entradas de las bandas tienen que ser para las bandas […] pero también debería pagársele a la banda un cashe por tocar. También la municipalidad debería pagarle a las bandas por tocar. Porque, está bien, a las bandas les sirve mostrarse, pero las bandas están tocando, o sea que, debería respetársele con un pequeño cashe, que puede ser estipulado por la Ley del Músico”, y además agrega, que cree que falta que circule más información sobre dicha ley. También nos deja en claro su postura respecto a la relación entre el arte y la política: “Estamos asociados a la UMI (Unión de Músicos Independientes), que son los que iniciaron la Ley del Músico, junto con el gobierno anterior de Cristina. Y lo que me parece que por ahí hace falta es que el músico de rock se comprometa un poco más con la política. No es `yo soy limpio, insípido y no me meto con la política´. Bueno, eso lo respeto, porque está bien, algunos lo sienten así, pero a veces te afecta todo eso. Y en lo que te afecta tenes q meterte, si no te metes, no te quejes. Ahora vamos a grabar un tema que se llama `gorilas´ que plantea una posición en la vida política. […] respeto al que no lo hace. Es de acuerdo a lo que uno le surge. El que quiera hablar de otras cosas esta bueno, nosotros también hablamos de otras cosas, y si esta buena la letra y te llega, vale”.
Por otro lado, nos comenta un poco sobre la dinámica de la banda: “generalmente traemos una idea de un tema, después lo zapamos, y cada uno va aportando arreglos, aportando su creatividad. Y la idea es que cuando vamos a registrar los temas, los firmamos todos, por más que la idea la haya traído uno. Porque sin el aporte de todos, eso no saldría al frente. Eso lo aprendimos con la experiencia de ir tocando”
Al cierre de la entrevista, “el Oso” nos pide poder dejar plasmado en la nota el siguiente reclamo, que también es el de mucho/as más: LIBERTAD PARA MILAGRO SALA.

.

Desorbitados: talento y rock
Por Merlina Castro

Eric Villalba (guitarrista y voz principal), Pedro Carballo (baterista) y Julio Villalba (bajista) son los integrantes de “Desor-bitados”, una banda que nació hace dos años entre un grupo de amigos, y en la cual desde hace 5 meses se incorporó Julio Villalba, padre de Eric, como el nuevo bajista.

Eric nos cuenta que con la banda, empezaron tocando temas de los Beatles y Led Zeppelin hasta que comenzaron a componer sus propios temas.
Recientemente tocaron en un evento cultural de la Municipalidad de Hurlin-gham haciendo un tributo al flaco Spinetta, a quien los tres admiran mucho. Pero sus primeros acordes, comenzaron un tiempo atrás. Eric nos cuenta que tuvo otras bandas antes de “Desorbitados” y que empezó a experimentar en la música a los 11 años, a través del folclore durante un viaje a Santiago del Estero, donde conoció a músicos que le enseñaron mucho. Julio también nos cuenta acerca de sus inicios en la música y sus preferencias: “por mi parte me gusta escuchar todo tipo de música […] escucho mucho Pink Floyd, todas bandas de antes, Deep Purple, Led Zeppelin. Del 70, todo. Rock nacional también, Pescado, Aquelarre, Manal […] De chico se me dio por la música, inclusive mi viejo toca la guitarra, mis tíos tocan la guitarra, toda familia de músicos. Entonces empecé de chico, tocando con una criolla, lo que venga, y a oído y después a los 14 años se me dio por estudiar un poco de música […] Estudie dos años nomás y después dejé, y al tiempo me empecé a juntar con gente que tocaba”.
Tanto en las palabras de Eric, como en las de Julio, con quienes tuvimos la oportunidad de conversar, pudimos conocer el valor que tiene para ellos hacer música. “Ya hacer música para mi es algo fuera de lo normal, es una liberación muy linda para cado uno. Porque por ahí hay cosas que no le contás a una persona y se lo contás a tu instrumento. Y es hermoso poder brindar la música que estás haciendo a las personas y dar lo mejor de uno […]es para mí lo más lindo de la vida” nos transmite Eric, y con la misma emoción Julio expresa, “te libera…incluso yo me pongo a tocar y se me pone la piel de gallina. A veces me acuerdo de otras cosas, cuando tenía la edad de él y tocaba en estos lugares que estoy tocando de vuelta ahora. Y bueno, y estar con ellos que son más chicos, nunca pensé […] Y con la música eso, a mi me emociona tocar, me emociona mucho tocar con él, me emociona mucho tocar con gente amiga, y más lindo cuando te aplauden. Para el músico, cuando la gente te demuestra cariño y te aplaude, terminas de tocar y te felicitan, te tira buena onda, vale más que la plata”.
Desorbitados cuenta con un demo, pero anhela el poder en algún momento editar un disco hasta tengan la posibilidad de ir a un estudio. “Eso lleva tiempo y dinero. Aparte con los compromisos de uno, a veces cuesta un poco”, nos dice Julio. Actualmente tienen la idea de registrar el nombre de la banda y los temas. Además, están llevando adelante un proyecto para reforzar las redes y la solidaridad entre lo/as músico/as.
“Estamos organizando una hermandad de bandas, con otras bandas que tocan conmigo hace años […] como una familia, surgió de hacer como una comunidad. Empezamos nosotros, pero después de a poco vamos a ir integrando gente”, dice Julio. Y nos explica que la idea consiste en que bandas locales y de otras localidades puedan conocerse para coordinar fechas y tocar juntas, y así compartir equipos y solidarizarse con el tema de los traslados y la movilidad.
Por otra parte, también les preguntamos sobre la experiencia de compartir entre padre e hijo el proyecto de tocar en la misma banda, y sobre esto Julio expresa: “siempre se complica un poco (risas) pero no… yo siempre trato que me digan que tengo que hacer […] por el hecho de que yo hace poco estoy, todavía me cuesta adaptarme al estilo y saberme los temas […] Siempre estamos con él, con los amigos de él. Yo siempre estoy, vienen a casa, si se puede les hago de comer, les preparo las cosas y a veces cuando ellos ensayaban y yo no tocaba, las cosas que yo tenía se las daba para que las usen. Siempre traté de ayudarlo en esas cosas de que no le falle nada”. Y sobre esto mismo, Eric nos dice: “nunca pensé estar tocando con mi viejo, el día de hoy es un gusto enorme para mi, y también aprendo un montón, y nada, felices. Para mí es un honor tremendo tocar con él, y gracias a la vida o a dios, como quieran decirlo, tenemos el gusto de poder tocar juntos, y bueno, si podemos lograr algo, más contento”.

.

Primer Foro Participativo de Cultura en Hurlingham
Por Merlina Castro

El sábado 28 de Noviembre en la ES Nº 1 Esteban Echeverría, se llevó adelante el Primer Foro Participativo de Cultura de Hurlingham, una actividad abierta para toda la comunidad, impulsada por la Red de Organizaciones Culturales de Hurlingham, la cual considera que es fundamental la participación de la ciudadanía en la elaboración de las políticas públicas culturales. Y en este sentido, considera que es necesario que los distintos actores de los barrios puedan conocerse más, intercambiar ideas, y organizarse, para lograr visibilidad ante el Estado, y que el mismo reconozca, potencie y acompañe a los procesos culturales que surgen por iniciativa popular.

En la apertura de esta actividad se transmitieron las siguientes ideas sobre la concepción de cultura por la que se aboga: “[…] la cultura es el conjunto de valores, normas, actitudes, creencias, costumbres, ritos, hábitos, capacidades, etc., de un grupo humano, a través de los cuales elabora su particular forma de estar en el mundo y otorga plenitud y sentido a la totalidad de su existencia. Este universo simbólico no se caracteriza sin embargo por ser homogéneo, sino por el contrario se verifica como heterogéneo, complejo, conflictivo y cambiante. No se trata de un campo neutro, libre de conflictos, sino que es un terreno de disputa en el que se enfrentan distintos actores y sujetos sociales, con diferentes posicionamientos, intereses y cosmo-visiones, que pugnan por la construcción y la imposición de sus propios sentidos y significados a la vida social.
[…] A pesar de que vivimos en un mundo que marcha hacia la multipolaridad, el proceso de globalización impulsado por el capital financiero a nivel planetario, que se asienta en la supremacía económica, tecnológica y militar de los Estados Unidos de Norteamérica y que se expresa ideoló-gica y políticamente a través del ideario neoliberal; sigue siendo por el momento hegemónico.
Se trata en esencia de un modelo económico, tecnológico y cultural deshumanizante, que tuvo su auge en nuestro país en la década del '90 -y que ahora intenta volver-, que promueve un modo de producción y un estilo de vida insustentable, incre-menta las desigualdades y las diferencias, margina a las mayorías, provoca desempleo y exclusión, niega la diversidad cultural, depreda la naturaleza y degrada el ambiente sin importarle los costos.
[…] a la cultura del individualismo, del consumismo, del aisla-miento, de la profun-dización de las diferen-cias económicas, de la exclusión, de la fragmen-tación, del pensamiento único, de la discrimi-nación, de la depredación, de la guerra, debemos comenzar a oponerle una cultura de la construcción colectiva, de la solidaridad, de la sustentabilidad, de la cooperación, de la integración, de la participación, del reparto equitativo, del respeto por la diversidad, del reconocimiento de los saberes ancestrales, del cuidado de los bienes comunes, de la paz, etc.”
Nos preguntamos, ¿qué relación hay entre cultura e identidad? ¿Es la cultura un campo homogéneo? ¿De qué hablamos cuando hablamos de cultura hegemónica? ¿De qué manera o por qué mecanismos se produce esa hegemonía? ¿Qué papel juega el monopolio de los medios de comunicación? ¿Por qué es necesario hoy disputar sentido con la cultura hegemónica? ¿Cuál es el rol de los medios de comunicación comuni-tarios en esta disputa? ¿Cómo aportamos desde el arte y la cultura a la construcción de una sociedad humanizada?”
A lo largo de la jornada además de compartirse un almuerzo y dinámicas grupales, se debatieron en tres talleres, ideas (y luego se expusieron conclusiones) a partir de preguntas disparadoras, en cada uno de los siguientes ejes:
1- Descentralización y territorialidad- ¿Qué entendés por cultura y por derechos culturales? ¿Es obligación del municipio garantizar los derechos culturales de la población? ¿Se pueden concebir los derechos culturales separados del resto de los derechos humanos? ¿Cuál es tu opinión sobre la política cultural del municipio? ¿Pensás que garantiza el ejercicio de los derechos culturales para todos por igual? ¿Qué tipo de política habría que desarrollar para garantizarlos? ¿Es el municipio un simple proveedor de bienes y servicios culturales (talleres, recitales, etc.) o debería cumplir otro rol? ¿Te parece importante que el Estado actúe para apuntalar los procesos culturales que la propia sociedad ha puesto en marcha de manera autogestiva?
2- Estado, sociedad civil y políticas participativas - ¿Te parece que es importante la participación de la sociedad en la definición, puesta en marcha y monitoreo de las políticas culturales? ¿Por qué? ¿Qué mecanismos y/o espacios de participación ciudadana y de gestión conjunta con el estado se podrían o deberían implementar? ¿Qué es un plan estratégico de Cultura? ¿Cómo se construye? ¿Qué beneficios traería?
3- La cultura como actividad económica. Industrias culturales y trabajadores de la cultura- ¿Cuál es la realidad de los artistas y trabajadores de la cultura en Hurlingham? ¿Es posible vivir de la actividad? ¿Qué políticas se podrían y/o deberían implementar para estimular el consumo local de productos culturales y generar circuitos alternativos? ¿Cómo se puede organizar el sector para aprovechar mejor las oportunidades?
¿Qué otro tipo de medidas/herramientas/estímulos se podrían aplicar para fortalecer los emprendimientos culturales?
Este primer Foro tuvo una amplia convocatoria entre vecino/as de nuestra comunidad y de otras localidades vecinas, y se propone desde esta Red de Organizaciones culturales poder prontamente replicar esta experiencia.

.

Rap Conciencia Uruguay: poesía musical y conciente
Por Merlina Castro

Hablamos con Nataniel y Alejandro, de Rap Conciencia Uruguay, quienes nos cuentan sobre su grupo y lo que significa para ellos el hacer rap y la cultura del hip hop, en el marco de su participación en uno de los festivales de Imaginando Culturas realizados en Hurlingham.
Ambos son de Montevideo, Uruguay. Nataniel es del barrio Villa del Cerro y Alejandro del barrio 17 de junio. La amistad los unió y luego, desde hace alrededor de dos años, comenzaron a trabajar juntos con el rap. “Lo que hacemos es rap que es un elemento de una cultura llamada hip hop, que tiene más de 40 años”, expresa Nataniel, y además nos cuenta que rap significa, según sus siglas, ritmo y poesía. Y acerca de su trabajo, al que le dedican mucho tiempo, Alejandro agrega, “trabajamos en los buses (colectivos) y hacemos rimas con la gente”.
Sobre su acercamiento a este género musical Nataniel, nos cuenta que el artista Ali Rey Montoya también conocido como Ali Aka Mind fue un importante referente para él: “yo ya conocía el rap, pero me enganché cuando escuche el tema de un artista que me dejo totalmente perplejo, en otra galaxia, y lo estuve escuchando durante mucho tiempo, y como que con ese artista me metí de lleno en la movida.
Tuvo una influencia muy importante en mi, no solo por el hecho del arte sino porque aparte yo estaba en un momento mal, y ese disco, toda la música que escuche de él, me cambio todo […]”

Tanto Nataniel como Alejandro destacan lo que buscan hacer llegar a través del rap, un mensaje conciente y con senti-miento: “tratamos de que la poesía tenga un mensaje de concientización con algu-nos temas en los que en la sociedad pensamos que está mal, que está equivocada”, nos dice Nataniel. Y Alejandro expresa, “lo que hacemos es tratar de dar un mensaje conciente a la gente para que reflexione y se lo guarde y se lo lleve en su mente, en su corazón”, y agrega “nos expresamos con sentimientos y amor hacia la gente, que es lo que nos motiva también”, “lo que se busca es alegrar a las personas”.
“Lo que nos inspira es la gente que nos escucha, nuestros amigos, nuestras familias. La fuerza que nos dan, es lo que nos motiva a seguir en esto, a seguir cada día expresándonos”, son las palabras que utiliza Alejandro, para referirse a lo que los inspira a la hora de rapear. Y Nataniel, comparte lo dicho por su compañero y expresa, “uno escribe por la gente y por sensibilidad con la gente, pero también por uno mismo, por las vivencias de uno y para el bien de uno”.
Facebook: Rap Conciencia Uruguay

.


El arte del mosaiquismo en buenas manos

Por Merlina Castro

Damián Rodriguez es un artista plástico y docente de Hurlingham, “multifacético”, como lo define una amiga de él, según nos cuenta y que siempre está en la búsqueda de nuevos estilos, ya que le gusta experimentar con distintos materiales y diferentes lenguajes.

El mosaiquismo es la disciplina artística que más le atrae y a la que dedica la mayor parte de su tiempo actualmente, tanto en la producción de sus obras como en el dictado de sus talleres. “Me fascina como desde lo que se rompe, se vuelve a generar algo distinto. El todo es más que la suma de las partes, y en el mosaico las partes están en permanente cambio”.
Sobre sus comienzos en el arte nos cuenta, que la artista plástica y escultura Cristina Constantino, quien actualmente da clases de escultura en el municipio, fue quien le abrió las puertas del arte, allá por el ´98, cuando lo invitó a ser su ayudante. Con ella, participó en salones y encuentros de escultores como el que se realizo en 2007, en el cual si bien su obra llamada “El abrazo” no fue la ganadora, fue emplazada en la calle Marconi de la ciudad de Palomar. Más adelante, junto a Alejandra Leyes, descubrió un mundo maravilloso con el grabado.
Posteriormente ingresó al IUNA hoy UNA (Universidad Nacional de Arte), donde se recibió de profesor y Licenciado en Artes Visuales con orientación en escultura. En este ámbito, cuenta que en el 2009 conoció la disciplina del mosaico en la cátedra de Marga Court y desde ese momento se enamoró del mosaico, “el mosaiquismo me permitió encontrarme con el color” expresa.
Además nos cuenta que con el taller de la artista Alejo Ocampo se reencontró con la xilografía y que participa con muchas ganas y compromiso desde hace tres años con el festival cultural autogestionado de Hurlingham “Imaginando culturas”.
El taller de mosaico definido por Damián como “muy disfrutable”, se dicta todos los viernes de 16 a 17.30 en la Biblioteca Popular Tesei (Teodoro Fels 190, Villa Tesei, Hurlingham), a la cual reconoce como “su pequeño lugar en el mundo” valorando mucho al grupo humano que lo integra, “la calidez de la gente es inigualable”, expresa.
Otro de sus talleres de mosaiquismo lo dicta los días jueves de 17 a 19 en “El taller de Alejo” (Mazzini 1730, Hurlingham)

.

Cuando la música es encuentro
Por Merlina Castro

Rodrigo Tarsitano, compositor y músico de Martín Coronado y también curioso de la música y de otras artes en muchos lados, es “Hijo del Medio”, en su trabajo musical como solista, titulado “Lo que aprendí viendo películas malas”.
Anteriormente a este proyecto, fue parte de Also Sprach, banda con la que han tocado durante un largo tiempo, teniendo presentaciones por Hurlingham, Capital y Córdoba, pero que por el momento han dejado de hacerlo.

“Lo que aprendí viendo películas malas”, de “Hijo del Medio” es un disco que fue gestado en la intimidad de su casa durante un mes y medio, a partir del fin de una relación sentimental, pero que dio lugar al nacimiento de nuevas canciones en las que se puede percibir entre letras y melodías, profundidad, espontaneidad y experimentación. Durante el proceso de grabación del mismo, si bien él se reconoce como bastante metódico y estructurado para hacerlo, se permitió la improvisación. Proyecta poder editarlo pronto y dirigir el próximo videoclip de uno de sus temas.
Actualmente, “Hijo del Medio” se está presentando en un espectáculo acústico junto a otro/as músico/as, todos los martes en el ciclo de música folk llamado “Open Folk” que se realiza desde las 21 hs en en El Universal espacio cultural (Soria 4940 – Palermo, Plaza Serrano) con entrada gratuita.
Rodrigo Tarsitano, o Loli, como lo llaman sus amigo/as y familiares desde siempre, valora mucho el poder sacar a la luz sus creaciones: “al arte siempre hay que compartirlo”, manifiesta, ya que cree que permite encontrarse con otro/as desde un sentimiento con el que mucho/as se sienten también identificados. Además expresa, que en este momento le da cada vez más importancia al mensaje que desea transmitir en sus canciones y sobre lo que lo inspira a componer: “creo que uno escribe siempre sobre las cosas que le pasan, sobre lo que lo rodea, lo que conoce […] y yo escribo sobre lo que me pasa, sobre lo que pasa alrededor mío, sobre todo, sobre lo que no me gusta, sobre lo que no estoy de acuerdo, sobre lo que me molesta, e incluso no que me molesta a mi solo, sino también a mucha gente que a veces no se da cuenta, y a gente que se da cuenta y se queja y no es escuchada, entonces poder hablar por esa gente también”. “No está bueno subestimar lo que se puede lograr con una canción” agrega.
Sobre sus primeros pasos como músico, nos cuenta: “mi primera guitarra la tuve a los 12 años, que me la compró mi viejo. Soy una persona muy ansiosa y recién empezaba a escuchar música y ya quería tocar y fuimos a averiguar a una casa de música que había en Martin Coronado. Y a partir de ahí empecé a tocar, a comprarme cancioneros y a componer. Eran muy malas las canciones, porque no tenía idea de cómo armar un acorde, pero siempre tuve esa cosa de hacer, de crear casi sin influencia por que no había escuchado mucha música”. El primer instrumento que aprendió a tocar fue la guitarra, y al primer estilo musical al que se acercó fue al punk rock, “mi primera banda fue Nirvana” cuenta, de la cual le atrajo la rebeldía de cuestionar lo establecido pero también la composición y métricas de las canciones. Con el tiempo a partir de escuchar diferentes estilos musicales, le empezaron a interesar otros instrumentos, y con la investigación y la práctica aprendió a tocar el piano y la batería, con un teclado Casio de su madre y una batería de su padre, instrumentos que ello/as nunca pudieron dedicarse a tocar.
Sus gustos musicales son muy amplios y variados, y constantemente está indagando y aprendiendo en la música. Smashing Pumpkins, Fiona Apple, Nick Drake, Jeff Buckley, Los Beatles, Violeta Parra, Jorge Drexler son alguno/as de lo/as artistas que menciona que le gustan mucho.
Reacio a las estructuras educativas formales, tiempo atrás quiso estudiar psicología pero rápidamente dejó y luego estudió durante un año en el conservatorio de San Martín y lo abandonó ya que no disfrutaba del tener que ponerse a leer o tocar algo por obligación. Sin embargo sus intereses son muchos, y nunca dejó, ni deja de aprender. Estudió canto lírico cuando tenía 19 años, también estudió canto popular e hizo la carrera de grabación y postproducción de audio. Participó de talleres de narrativa y de escritura, disfruta de la literatura y le gusta experimentar con la fotografía. Este año publicó, con la ayuda de unos amigo/as, un libro de poemas llamado “Porque estaba enamorado” el cual contiene varios escritos que no habían entrado en ninguna canción, y que había tenido guardados durante mucho tiempo, por lo que entonces, decidió mostrarlos de esta otra manera.
Hoy en día Rodrigo, cuenta que se planta de otra forma cuando sale a tocar y reflexiona: “al ser humano le da mucha bronca ser finito y uno cuando hace una canción está creando algo que es inmortal, y pareciera que uno va a quedar ahí también. Es para sentirte que no es tan corto todo, que no lo perdiste todo, que no fue todo en vano, eso me pasa a mi”. Y la vez agrega: “Sí me gustaría vivir de esto, porque no vivo de la música” ya que actualmente trabaja en un call center. Pero lo que sí es una realidad, es que la música vive en él.

.


Cayacanaya siempre, se escucha y se siente

Por Merlina Castro

Es una banda de Hurlingham que viene sonando desde hace más de 30 años, y que tuvo su nacimiento en un grupo de amigos, del que era parte Gabriel Dahbar, quien hasta el día de hoy, es integrante de Cayacanaya, como guitarrista y cantautor, junto a Tomas Marietti en batería y Alfredo Terzaga en bajo, quienes se incorporaron con posterioridad.

Cayacanaya a lo largo de su recorrido, hasta llegar a su formación actual, por momentos ha sido dúo, trío, quinteto, y sexteto, por el que han pasado muchos grandes músicos queridos. “Es una banda no mística, ni mítica, pero es un poco misteriosa” filosofa Gabriel, y sobre la música que hacen la define como “música muy minimalista, muy simple” y agrega, “en el arte nos gusta eso”. Además nos dice que “no está enmarcada en algún estilo, salvo algunos temas, por ahí algún reggae, por ahí algún blues” y que el hecho de no tener un estilo les permite que la forma de interpretar sea “bastante elástica”, aunque a la vez admite que algo de rock tienen. Gabriel y Tomás, nos cuentan que los tres escuchan mucha música y a veces músicas muy diferentes, “somos eclécticos, bien eclécticos” expresa Gabriel al respecto y recuerda entre risas “yo una época tenía en el auto un disco de Mozart que no lo podía sacar y él me decía (refiriéndose a Tomás) te vas a volver loco”. Luego reflexiona acerca de la importancia de conservar la frescura para poder crear música, “tenés que ser un poco inocente para poder seguir escribiendo canciones o que ten vengan”, y también sobre el momento de la composición musical, “uno compone en todos los estados, macerado de dolor, angustiado en un rincón, con un fierro en la cabeza, brillando de amor, viendo miseria por la ventana”.
En el 2000, Cayacanaya en su formación inicial, sacó un disco llamado “La gota en el lago”, que a pesar de no tener prensa, fue muy reconocido y valorado. Sobre la esencia profunda de este disco, Gabriel nos cuenta con igual profundidad: “era la gota en el lago porque la gota en el lago no para más, o sea, para vos para, vos dejás de verla, pero llega hasta la costa de Oceanía…se mezcla […] como el aire que vos moves, como la palabra que vos moves, va hasta el infinito puro”.
La banda ha tocado por distintos lugares de zona oeste como Hurlingham, Bella Vista, Ramos Mejía, Palomar y también en Ciudad de Buenos Aires, por ejemplo en el bar “Mitos Argentinos” de San Telmo y ha sido banda soporte de Las Pelotas en Cemento. Ellos nunca tuvieron un manager, “todo lo que hicimos, lo hicimos siempre a pulmón” afirma Gabriel, y reconoce la colaboración con la banda de Andrés Merlo, quien realizó desinteresadamente algunos videos musicales que están disponibles en la web.
Actualmente están más enfocados en terminar de arreglar las canciones y grabar que en salir a tocar y le están dedicando mucho tiempo a ensayar en la casa de Tomás, un lugar en el que se sienten muy cómodos y relajados, “no tenemos carga horaria, no tenemos un timbre que suena, y nos podemos enfocar casi micros-cópicamente […] Estamos tratando con mucho cuidado y con mucho amor cada canción”, “somos muy fanáticos de grabarnos todo el tiempo”, “ porque cuando uno compone es la composición básica, es como el bosquejo, después le tenes que poner los cositos que te tocan las fibras del alma o que ayudan a que el mensaje llegue” nos dice Gabriel. Nos cuentan una particular anécdota acerca de una de las canciones que están terminando de producir en este momento. En una oportunidad la banda había sido invitada a tocar a una radio pero ese día, causalmente, solo Gabriel podía ir, entonces pensó en tocar un tema que él estaba haciendo, “el tema tenía la guitarra y la voz nada más, no tenía nombre el tema… y le pongo El buscador”, para luego enterarse al llegar a la radio, que el programa al que había ido se llamaba de la misma manera, “El buscador”. Esta canción empieza diciendo “vas corriendo atrás de un sueño que se esconde por ahí”… Y de esto tiene bastante Cayacanaya.
Contacto: Facebook: Caya Canaya / Videos en youtube: cayacanaya

.


El Taller de Alejo

Por Merlina Castro
Allí, en su “casa-taller”, ubicada en Mazzini 1730, Hurlingham, Alejandra Ocampo, artista plástica y grabadora, conocida como Alejo, intenta generar, como describe en su blog, “un espacio para aprender oficios aplicados a las artes visuales y desarrollar la creatividad”, y en el cual “se trata de fomentar el espíritu de búsqueda y el intercambio constante”.
En este espacio, ella dicta talleres de grabado, xilografía, calcografía, dibujo, e iniciación a la escultura, y otro/as artistas y docentes también dictan otros talleres artísticos: Mosaiquismo (Prof. Damián Rodriguez), taller para niños de 7 a 12 años (Prof. Silvia Vazquez), y encuadernación (Prof. Laura Ferreri). También alquila su prensa por hora, y ocasionalmente desarrolla otro tipo de actividades, como ferias, exposiciones, entre otras. A su vez, desde su lugar, promueve un consumo responsable de las cosas y la reutilización de materiales. En relación a esto comenta, “yo siempre pensé que El Taller de Alejo iba a ser un taller de grabado y se convirtió en algo transversal, porque todo lo que estoy haciendo es social”.
Alejo, estudió en la Escuela de Bellas Artes Manuel Belgrano y el profesorado de grabado en la Escuela Nacional de Bellas Artes P. Pueyrredón. Pero tiempo atrás, de chica le gustaba jugar al hockey, luego comenzó a estudiar kinesiología al mismo tiempo que participaba de un taller artístico a cargo de la artista Carlota Petrolini, para más tarde participar de otro dictado por la artista Susana Helman, los cuales fueron su primeros acercamientos al mundo del arte.
Uno de sus profesores a quien tiene como referente y admira mucho es al artista plástico Juan Carlos Romero, al que menciona como “un gran profesor de grabado”, que trabaja mucho con el arte conceptual, que a ella le interesa mucho.
También tuvo su recorrido por el sistema educativo formal, en el cual fue docente, maestra de talleres, preceptora, y vicedirectora, y según nos cuenta, a partir de sus experiencias en este ámbito y también como madre, en el 2007 escribió un libro llamado “¿Por qué no se enseña educación plástica?”, donde hace una crítica del sistema educativo y de la enseñanza de arte en las escuelas en la primaria, y la secundaria, y la relación entre los padres con el arte y lo/as niño/as, planteando que ella considera que hay que entender al arte como una herramienta. “[…] Puedo enseñar geografía a través del arte, matemática a través del arte, física a través del arte, pero ¿enseñar arte? El arte está en el ser humano”, reflexiona, y agrega, “un niño con 10 años no puede decir, yo no sé dibujar o yo no sé cantar o me da vergüenza bailar […] Hay tantas cosas que te impone la escuela […] que te va condicionando y eso no te permite crear ni soltarte, ni conocerte, porque uno no tiene límites, solamente el otro te limita… y el otro no es tan así tampoco, porque puedo compartir”. Además, expresa, como ella cree que se debería dar el aprendizaje del arte: “yo tengo que tener un espacio para experimentar, creer en lo que hago, compartirlo con otros, mostrarlo para seguir aprendiendo”, y hace mención al rol del docente en este proceso: “lo que puede hacer el maestro de arte es guiar”.

Contacto: Facebook: El taller de alejo / Blog: http://eltallerdealejo21.blogspot.com.ar/

.


Caravanserai: música balcánica, gitana y klezmer

Por Merlina Castro

“Caravanserai” empieza a formarse a fines de agosto del 2011 en Luján, explorando y experimentando con tres grandes tradiciones musicales: la balcánica, la gitana y la klezmer, no solo desde lo musical, sino también indagando en cuestiones idiomáticas y en el conocimiento de distintos aspectos de estas culturas. La impronta de esta banda es la alegría, que ofrece desde su música originalmente distintiva, sus atractivas intervenciones de danza y su colorido y llamativo vestuario de estética gitana y balcánica, para así invitarnos a celebrar la vida por sobre todo.

La palabra “Caravanserai” (o “caravasar” en castellano) remite a “un tipo de albergue o refugio donde las caravanas podían parar después de haber viajado durante largos días, ya sea por cuestiones comerciales, militares o de peregrinaje. Estos recintos estaban diseñados para albergar, dar descanso y proveer alimentos tanto a los viajeros como a sus animales, al final de una jornada […] Puede decirse que estos fueron una pieza fundamental para el desarrollo de las rutas comerciales de Asia, el norte de África y el sudeste de Europa en tiempos del Imperio Abasí y del Otomano. Es decir que el nombre de la banda alude justamente a ese espacio de encuentro de diversas culturas, que se refleja en los diferentes instrumentos, en las distintas lenguas y en el variado origen de los temas de nuestro repertorio. Pero también, en un plano más simbólico, expresa nuestro deseo, poder brindar un pequeño lugar a un costado de los caminos de la cotidianeidad, donde podamos compartir un momento de alegría, distención y disfrute mediante esta música que nos apasiona tanto.”, expresa Carolina, una de las integrantes de “Caravanserai”, en representación del resto del grupo.
La banda está compuesta por nueve músico/as: Carolina Vogel (dohola, bombo con platillo, zaggats, voz y danza), Natalia Bitenc (clarinete, flauta traversa, voz), Ariel Bártoli (guitarra eléctrica, mandolina, voz), Luciano Dawidiuk (derbake, viola, coros), Franco Sendín (trompeta, armónica, coros), Juan Ignacio Blanco (bajo), Franco Russo (guitarra), Mariano Nieves (trompeta, eufonio), Camila Sanz (saxo); quienes han sido fuertemente influenciados por la música de referentes como Emir Kusturica, y el yugoslavo Goran Bregovic, un compositor reconocido en nuestro país y a nivel mundial. También sus influencias provienen de otro/as músico/as, tales como Esma Redzepova, Romano Drom, Saban Bajramovic, entre otros. De hecho, de su repertorio musical forman parte algunas canciones de lo/as artistas mencionados y otras muy populares de autores anónimos, la mayoría de ellas cantadas en serbio, romaní y otras lenguas y adaptadas con arreglos propios.
La primera presentación del grupo fue en la Escuela Normal Superior "Florentino Ameghino" I.S.F.D. N° 141 (Luján) en noviembre del 2012 y a partir de entonces empezaron a recorrer distintas ciudades: Gral. Rodríguez, Mercedes, Zárate, Campana, Chivilcoy, Pilar, Escobar, Ing. Maschwitz, Ituzaingó, Hurlingham, Castelar, Haedo, Martín Coronado y varias zonas de Capital Federal. Han visitado La Plata y Tandil, estuvieron de gira por la pcia. de Córdoba en enero del 2014 y 2015, tocaron en San Luis y recientemente se han presentado a tocar en la AMIA. Para principios del 2016, planean realizar su tercera gira por Córdoba donde siempre los reciben “con mucho afecto y buena onda”. También tienen pensado volver a Tandil y presentarse por primera vez en las pcias. de Santa Fe y Entre Ríos.
Carolina nos cuenta sobre otro de los proyectos del grupo: “Actualmente, estamos enfocados en culminar la grabación de nuestro primer disco. Aunque falta ya muy poquito para poder lanzarlo, esperamos que sea antes de fin de año, podemos decir que en verdad significó un gran esfuerzo y, al mismo tiempo, una experiencia sumamente enriquecedora. Además, nos contenta mucho el hecho de que este será el primer disco de música balcánica, gitana y klezmer de nuestra ciudad de Luján. Otra peculiaridad es que uno de los temas fue grabado junto a otra banda de este género, La Trocamba Matanushka, de Valencia, España. Obviamente nos emociona mucho que ellos participen en nuestro disco desde el otro lado del Atlántico”.

-Contacto- Facebook: Caravanserai / E-mail: caravanseraibalkan@gmail.com

.

Inauguran Multiespacio Cultural
Universidad Nacional de General Sarmiento (UNGS)

Por Merlina Castro

Se trata de un complejo cultural de importantes dimensiones e instalaciones situado dentro del Campus Universitario de la Universidad Nacional de General Sarmiento en Los Polvorines, destinado al desarrollo de eventos culturales, artísticos, científicos y académicos para toda la comunidad.

El Multiespacio Cultural de la UNGS, es un proyecto financiado por el Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Desarrollo, que cuenta con un auditorio con capacidad para 550 personas y un anfiteatro al aire libre para 450, un microcine, tres salones de usos múltiples, terrazas de de exhibición y sala de ensayos, camarines y vestuarios en el subsuelo, oficinas administrativas, cafetería, y sanitarios.
El martes 15 de septiembre la presidenta Cristina Fernández de Kirchner realizó la inauguración del mismo mediante videoconferencia desde el Salón de las Mujeres Argentinas del Bicentenario de la Casa Rosada. En el acto en el Campus, participaron Gabriela Diker, Rectora de la UNGS; Aldo Luis Caballero, Secretario de Políticas Universitarias del Ministerio de Educación de la Nación; Leonardo Nardini, jefe de Anses Malvinas Argentinas y candidato a intendente por el FPV; Franco La Porta, secretario de Servicios Públicos de la Provincia de Buenos Aires y candidato a intendente de San Miguel por el FPV; Lucas Rozenmacher, director del Centro Cultural de la UNGS; Alejandro Lugo, coordinador del Multiespacio Cultural; Adrián Velázquez, coordinador de la diplomatura de danzas folclóricas de la UNGS; José Albornoz, estudiante de la Universidad; y Marina Pra, docente del programa Orquestas del Bicentenario de la UNGS, quien es integrante de la Asociación Civil de la comunidad de Hurlingham “Yupana”. También estuvieron presentes en esta inauguración estudiantes, graduados, personal de la Universidad, e integrantes de organizaciones sociales y agrupaciones políticas.
Según informa el sitio web de la UNGS, durante la videoconferencia la presidenta expresó: “En 2003, la inversión en universidades era de 1.900 millones de pesos, el 0.5% del PBI. Hoy tenemos el 1% del PBI y 45 mil millones de pesos invertidos en las universidades públicas nacionales”.
También, la rectora Diker manifestó el valor de la creación de este Multiespacio: “Entendemos que es una manera particular en que las políticas hoy aseguran la realización y el ejercicio de derechos. En este caso, el derecho a la educación superior pero también el derecho a la cultura y a la comunicación, que son derechos que la universidad también tiene que garantizar. Nuestra responsabilidad a partir de ahora es mantener este espacio abierto para que estos derechos puedan ejercerse”.
Fuente
-Sitio web de UNGS: www.ungs.edu.ar/

.

Tejiendo sueños
Por Merlina Castro

Esther Córdoba es una artista de la comunidad de Villa Tesei, pero también de cada lugar que visita, porque no es una mujer que pase desapercibida. Los colores de su vestimenta realizada por ella misma, reflejan su alegría, y acompañan su sonrisa.
Es oriunda de la Pcia. de Catamarca y vive en Hurlingham desde hace más de 30 años.
Se dedica con mucho amor al tejido artesanal como a todo lo que hace en su vida, porque su personalidad inquieta y curiosa la lleva a explorar por distintos caminos. De espíritu noble, nos cuenta que tiene dos hijas, de quienes habla con mucha admiración.

“El tejido es mi vida realmente”, expresa Esther, quien fue delegada de artesanos acá en Hurlingham hace tiempo atrás. Aprendió a tejer a los seis años, porque a las mujeres del Norte por tradición en las familias y en la formación escolar les enseñaban a bordar y a tejer, entre otras labores. “Aprendí con dos palitos de chupetines”, nos cuenta, y que las primeras cosas que empezó a hacer fueron vinchitas de seis puntos. Más adelante, eligió el tejido artesanal como su forma y sustento de vida, y lo sigue eligiendo: “fue algo gratificante que no lo voy a cambiar por nada ni por nadie”, “me encanta lo que hago”.
Sobre su vida en Catamarca, cuenta que a los 18 años era fotógrafa y que aprendió a hacer fotos en blanco y negro porque su padre, que era fotógrafo policíaco y a quien recuerda afectuosamente, tenía un pequeño laboratorio fotográfico. Pero a ella, le encantaba hacer fotos sociales, de espectáculos y artísticas. También cuenta, que estudió para ser técnica en estadísticas y censos.
Pero su pasión, sin dudas, está en el tejido artesanal, al que le dedica mucho tiempo. “Yo me concentro a la noche”, “[…] cuando todo esta calmo, me vienen las ideas y empiezo a plasmar todo en el tejido”.
Lo que más realiza, son elementos utilitarios fundamentalmente, como ropa y “sombreros estratosféricos” que le encantan, nos dice entre risas. Tiene preferencia por los colores brillantes y en relación a esto comenta: “los colores tienen que ver con uno también, porque los colores irradian tu luz”, “[…] los colores también te dan energía”.
A Esther le da satisfacción ver a la persona contenta por la prenda que le entrega. Pero su trabajo, para ella, no solo pasa por la venta de alguno de sus productos: “en cada fin de semana siempre me llevo algo de la gente, capaz que no me compran nada porque por ahí no tienen el dinero para comprarme”, “[…] la gente está ávida de amor, de una palabra, de una mínima cosa y nosotros hacemos ese trabajo aunque parezca mentira […] hay gente que viene nada más que para charlar un ratito […]”. Generalmente, a Esther, la podemos encontrar los Domingos en la feria de la Plaza Ravenscroft de Hurlingham, aunque a veces también participa en ferias de la Ciudad de Buenos Aires, en las que también vende sahumerios.
Por otro lado, nos explica que hay muchísimas técnicas de tejido para aprender y que a la hora de crear, intenta utilizar todas las que sabe mencionando a algunas de ellas como el crochet, telar criollo, fieltro, y el telar aborigen. Además agrega que busca innovar: “yo siempre estoy inventando”. Y al mismo tiempo aprendiendo: “todos los días aprendo cosas diferentes”. Justamente, en la actualidad se encuentra formándose en un taller de arte textil que se dicta en la E.TA .AR.F. (Escuela Taller de Arte y Artesanías Folklóricas), perteneciente al Municipio de Morón. Comparte con nosotros/as su conocimiento sobre el tejido como una forma de comunicación ancestral. Las culturas aborígenes, nos explica, que utilizaban elementos de la naturaleza, como por ejemplo: la cochinilla, las hojas del nogal, la barba del choclo, la yerba, las cáscaras de cebolla, diversas raíces y flores, etc, para obtener los diferentes tintes.
A través de sus trabajos, ha participado en distintos encuentros de tejedore/as y eventos culturales: en el Encuentro Nacional de Artesanos de Hurlingham, el Encuentro de Tejedoras Latinoamericanas en Buenos Aires, el Encuentro Internacional de tejedoras y tejedores de Belén, Catamarca, el 16to Encuentro de Arte Textil en San Isidro, en el Festival Nacional de la Destreza y la Canción Gauchesca de Marcos Paz. Ella valora mucho los encuentros que se producen entre lo/as artesano/as de los distintos lugares y menciona que tiene muchas anécdotas de cada viaje.
A lo largo de la charla, Esther, quien también es promotora de salud, ha demostrado ser una persona de conciencia despierta y gran empatía. Siempre que puede, colabora en alguna causa solidaria. “Me encanta participar en la parte social. Es lo mío”, nos dice. Y nos transmite otra valiosa reflexión: “creo que nosotros estamos acá por algo y tenemos que saber cómo y para qué estamos […] hay que encontrar ese algo”.
Esther, nos dice que tiene muchos proyectos, pero a corto plazo menciona que le gustaría poder lograr que la feria de Hurlingham vuelva a ser artesanal, donde realmente se valore a la cultura. Entre sus sueños también está el poder seguir viajando a conocer otros lugares, como París y Cuzco: “en algún momento de mi vida seguramente que voy a estar ahí”. Y a su vez: “seguir en lo mío transitando el camino del tejido. En cada trama yo le pongo mi vida” expresa emocionada. “Las cosas se dan por algo y algo lindo va a venir”, “Hay que soñar en grande”, afirma con optimismo

.

“Cualquier Bondi” sigue en marcha
Por Merlina Castro

Se trata de un colectivo artístico cultural de Hurlingham, que empezó a circular en 2011, por distintos espacios públicos y privados, tras el objetivo de generar “un espacio de intercambio permanente” entre artistas y amigo/as del arte, según nos cuenta la artista plástica, Alejo Ocampo, una de sus impulsoras.

Actualmente “Cualquier Bondi” es llevado adelante por las artistas Alejo Ocampo y Adriana Navarro y por quienes circunstancialmente se suben al bondi a participar en las distintas actividades que se proponen. Inicialmente, además de ellas dos, de este colectivo han sido parte otros artistas: Néstor Olivera, Teresa Baldassini, Gabriel Sánchez, Guillermo Zaramba y Soledad Saucedo.
A lo largo del tiempo que este bondi ha recorrido, se han llevado a cabo distintos proyectos fundamen-talmente basados en tendencias del arte conceptual. “Cualquier CD”, “Cualquier Caño”, “Cualquier Libro”, “Cualquier Baño”, son los nombres de algunos de estos proyectos artísticos en los cuales se han reutilizado materiales descartables, cambiando los contenidos y las formas de los distintos objetos. En este sentido, se busca que las creaciones circulen, que siempre se estén renovando, se armen, se desarmen, que se les dé un nuevo uso, y que sean disparadores de nuevos proyectos. A su vez, desde este grupo de artistas, se ha impulsado a la realización de numerosos murales junto a la participación de la comunidad.
Alejo, nos plantea, que la idea de “Cualquier Bondi” es poder “hacer cualquier actividad con cualquier soporte, con cualquier herramienta” y en donde “cualquiera puede participar”, teniendo como ejes la espontaneidad, la creatividad y el juego: “poner el cuerpo, la propia inventiva de cada uno”. Además, hace hincapié en la importancia de la participación en estas actividades: “está bueno que la gente se sume”, nos dice Alejo, y agrega, “todo el tiempo mientras estamos compartiendo espacios con otros aprendemos técnicas y cosas para trabajar”.
En este momento, “Cualquier Bondi” está en el proceso de creación de un nuevo proyecto, que va a estar relacionado con el tejido y las redes.
Sobre esto, Alejo expresa: “el tejido para mí es muy importante […] se tejen historias, nos unimos, nos entrelazamos y después el resultado es muy lindo”.
Hasta el momento “Cualquier Bondi” ha pasado por diversos espacios culturales, educativos y particulares, de zona oeste, Capital Federal, y del interior de nuestro país. Algunos de ellos son: Bar Criterio, Casa Jache, Punto Rojo, Valentino, La Verdulería de Hurlingham, Volastock, El Emergente, Artequia, y escuelas de Hurlingham, como la “Yapeyú” de W. Morris y otras escuelas de Esquina, Corrientes. “Cualquier Bondi”, también ha estado presente en la feria del libro de Hurlingham hace un tiempo y recientemente ha participado del festival cultural de nuestra ciudad autogestionado “Imagi-nando Culturas”.
Este colectivo, nos invita a todo/as a crear nuevas propuestas, así como a ofrecer espacios donde poder generar nuevos encuentros e iniciativas: “el patio de una casa, un bar, una escuela, la vereda de una casa” menciona Alejo. Incluso, se pueden ofrecer materiales descartables o en desuso para que luego estos puedan ser transformados en “arte-objeto”. “Nos encanta que nos acompañen en el camino del bondi”

Facebook de contacto: CUALQUIER BONDI

.

Sentir la música como filosofía de vida
Por Merlina Castro

Juan Ignacio López Ledesma, de 23 años, es cantautor, intérprete y guitarrista de Hurlingham, e integrante de la banda “Sporaz”. Amante del jazz, idealista y reflexivo, logra transmitirnos con sencillez su amor por la música.

“A tocar música empecé a los 15 años, cuando mis viejos me regalaron una guitarra”, nos cuenta Juan, pero siempre se sintió cerca de este arte.
“Siento que tengo el mismo acercamiento que cualquier persona, a la música”, expresa, porque
cree que todos nacemos y estamos conectados con ella, desde el principio con “los latidos del corazón”.
Intenta no cerrarse en ningún estilo, pero le gusta mucho el jazz y el funk, y del rock nacional, Charly García, Luis Alberto Spinetta y Gustavo Cerati, son algunos de los artistas a quienes admira.
Juan Ignacio, vive la música de distintas maneras. Estudió en “La Scala”, una escuela de jazz de Caseros y a los 18 años empezó a estudiar en el Conser-vatorio Alberto Ginastera de Morón, aunque más bien, puede decirse que se siente un `autodidacta´: “Siento que la música también es jugar. Y conocer a la música desde el juego es fundamental para un músico y para cualquier persona.
Es completamente tera-péutico el juego, desde cualquier arte. Entonces, veo también la necesidad de ese juego, y hay veces que no se ve eso en un Conservatorio, que con-serva ciertas situaciones… pura técnica, pura memoria de obras. Esta bueno también, dejar un poco las partituras y ver a que nos lleva el instrumento”. Asimismo, destaca y valora sus experiencias dentro de este ámbito: “hay muy buenos profesionales, conozco profesores que realmente transmiten con pasión lo que transmiten, y eso es fundamental, porque así es cuando más te llega, cuando el que te lo dice no te lo dice porque lo lee, sino porque lo siente y lo entiende, y te transmite esa pasión”.
En su recorrido por la música ha participado de distintos proyectos, formó parte de una banda llamada “Nautas” y estuvo tocando durante un tiempo en el Sur con su amigo batero Rodrigo Aguilera Mazza. Actualmente se encuentra grabando un demo de temas propios con otros músicos. También, junto a Rodrigo Aguilera Mazza (en batería), Inti Fernández (en guitarra) y Nicolás Mosquera (en teclado y coros), integra “Sporaz”, una banda que fusiona y experimenta con varios géneros musicales: rock, jazz, funk, blues: “[…] estamos bastante degenerados en ese sentido” comenta con humor; y además nos cuenta, que con la banda, en este momento, se encuentran buscando un bajista “con disponibilidad horaria y equipado”, por si hay alguno leyendo esta nota que pueda estar interesado.
Por otro lado, a veces toca en eventos o fiestas e incluso en los transportes públicos, a la vez que se deja transportar por la música: “[…] siempre estoy abierto también a los proyectos que van surgiendo. Me gusta que las cosas se den, y justamente, improvisar y, tocar”.
Su compromiso con diversas causas sociales es otra de las facetas de la personalidad de Juan Ignacio, de hecho la entrevista con él se ha dado en el contexto de una manifestación social en nuestro Municipio, por la defensa de los derechos de las mujeres, en donde se encontraba presente, acompañando la jornada con su música. Se le preguntó sobre su apoyo a este tipo de actividades, y nos decía: “yo creo que las causas son muy importantes y no se puede estar ciego a lo que sucede alrededor de uno y a lo que le puede suceder a uno también, […] está bueno estar conectado con lo que sucede, […] hay que estar donde se pide justicia […]”.A través de sus palabras, Juan se deja ver como una persona crítica de las imposiciones culturales: “Hay que replantearse todo, pensar si lo que uno hace, es lo que realmente quiere hacer y no lo que otros quieren que uno haga”. Nos cuenta que es vegetariano, y que también disfruta de dibujar, escribir y leer.
Para Juan Ignacio, el arte es expresar, y es poder decir lo que por muchas razones, no siempre se puede decir de otra manera. En su caso, para hacer música se suele inspirar en situaciones que emergen del amor o situaciones que éste hace estallar: “me suelo inspirar en el amor y en todo lo que ello implica” “ya sea desde la más plena luz hasta la más turbia oscuridad”.
Contacto: Facebook: Juan Ignacio López Ledesma/ Sporaz

.

Seguimos
“Imaginando Culturas”

Por Merlina Castro

El sábado 11 de julio en el espacio cultural Artequia (Richieri 1414) se llevó a cabo un primer festejo por los 5 años de “Imaginando Culturas”, el festival autogestionado e independiente que nace en Hurlingham, en el 2011 con el objetivo de generar ámbitos de encuentro alternativos entre artistas, organizaciones y activistas de la cultura de zona oeste, y la comunidad en general.
Al igual que en su primera edición del 2011, en esta fiesta, estuvieron presentes los músicos de Echale La Culpa Al-Diablo, Ensamble Trespalmas y Adrian Almada, también Adrian H. Rocha con sus creaciones en artes visuales y el colectivo artístico “Cualquier Bondi” interviniendo el lugar desde las artes visuales.
A lo largo de estos años, en todas sus ediciones, “Imaginando Culturas”, que fue declarado de Interés Municipal por el Concejo Deliberante de Hurlin-gham, ha circulado por múltiples espacios, para cultivar el arte, en sus distintas expresiones (música, artes visuales, audiovisuales, multi-mediales, del movimiento, escénicas, del circo y literarias), y actividades recreativas, deportivas, ambientales y de comuni-cación, de manera abierta y participativa junto al pue-blo de Hurlingham.
En los anteriores años se han desarrollado nume-rosos festivales de gran convocatoria, se han realizado pintadas colec-tivas de murales, en la calle Poeta Risso (E/ Torres y Valdez), en las paredes del predio de la estación de Hurlingham del FFCC San Martín, y también se ha resignificado el mural de Rodolfo Walsh ubicado en el Boulevard O´ Brien y Av. Roca.
El año pasado, “Imagi-nando Culturas” además, ha sumado la novedosa propuesta de presentar en el “bosquecito” de al lado de la estación de Hurlingham, una feria de organizaciones y centros culturales locales, donde estos pudieron difundir sus actividades y a la vez establecer vínculos entre uno/as y otro/as.
Esta interesante iniciativa que ha nacido hace unos años de parte de la misma comunidad de Hurlingham, y que se ha replicado en el país vecino de Chile, sigue creciendo y expan-diéndose. El festival de este año, aun está imaginándose y planificándose, y todo/as podemos sumarnos a ser parte.
Facebook de contacto: Imaginando culturas

.

“Bésame Mucho”: para encontrarnos en el arte.
Por Merlina Castro

El viernes 19 de junio se realizará en el Centro Cultural Leopoldo Marechal (Av. Vergara 2396, Hurlingham) la segunda muestra artística de “Besame Mucho II: “Encuentro de dos”, una iniciativa que tuvo su primera edición el año pasado y que fue impulsada por Teresa Baldassini y Damián Rodriguez, artistas plásticos y docentes de Hurlingham. “La idea es hacer una muestra itinerante de artistas que plasmen en sus obras ese encuentro que se da en un beso”, cuenta Teresa Baldassini, acerca de esta interesante propuesta.
El primer encuentro de “Bésame Mucho II” se realizó el 22 de mayo en “Tranky Chango” (Gurruchaga 1217, Hurlingham), un cálido espacio alternativo que combina el servicio de comidas caseras junto a la presentación de obras artísticas y diversos eventos culturales. Allí se presentaron obras de Adriana Navarro, Katrina Navarro, Silvia Vázquez, Uciel Alihuen, Carolina Pereyra, Alejandra Rizzo, Damián Rodríguez y Tere Baldassini. También se escucharon cuentos a través de la narradora Marisa Cetto y se presentó un espectáculo de tango de la Compañía de Roxana Fernández.
La última muestra está programada para el mes de julio, en fecha y horario a confirmar en el espacio cedido a la Biblioteca Alfredo Palacios, dentro del Club Defensores, (Dr. D. Diaz 1846,Hurlingham) donde se presentarán nuevamente toda/os la/os artistas mencionada/os y quienes deseen sumarse. Se podrán presentar obras para colgar, como pinturas, relieves, grabados o móviles, de un tamaño no mayor a un 1m x 1m. En esta oportunidad, no se aceptarán esculturas.
La/os artistas que quieran participar del 2° y 3er Encuentro de “Bésame Mucho II” deberán acercarse al Taller de arte “Pintura Fresca” (Los Patos y Amoroso, Hurlingham).
Contacto: facebook “BESAME MUCHO 2º EDICIÓN”

.

1er Encuentro de Educadores musicales, zona oeste: “Repensando nuestras prácticas”

“FLADEM OESTE” invita a todo/as lo/as interesado/as en la educación musical a participar de este encuentro de construcción colectiva que se realizará el sábado 20 de junio desde las 14 hasta las 20 hs en la sede del Grupo Yupana Asociación civil, ubicada en Sargento Gómez 1411, Hurlingham (a una cuadra de la estación Rubén Darío del f. c. Urquiza y a tres de la estación “Hurlingham” de f.c San Martín).

FLADEM (Foro Latino-americano de Educación Musical) nuclea a educadores de la música de distintos países de Latinoamérica a partir de la necesidad de repensar, deconstruir, crear y compartir las prácticas implementadas en los distintos niveles y ámbitos de enseñanza-aprendizaje de música, no solo en la educación formal. A lo largo del territorio latinoame-ricano esta propuesta se ha ido extendiendo, y en nuestro país, la pedagoga y música Violeta Hemsy de Gainza fue una de las impulsoras de FLADEM ARGENTINA. Recien-temente, en Hurlingham ha nacido FLADEM OESTE, gracias a la iniciativa de los docentes y músico/as Marina Prá (directora de coros, presidenta de Yupana), Silvia Carabetta (Mg. en Ciencias de la Educación, docente del Conservatorio de Morón), Juan Carlos Barroso (docente y director de la orquesta de Yupana) y Elisa Lencina (directora de coros de Haedo), con “el objetivo de poner en discusión como se está llevando adelante la educación musical” y en torno a la idea de que “no existen recetas para la educación”. Este planteo, parte de la crítica al modelo pedagógico de la educación tradicional, que aun predomina en muchos educadores de la música, desde los maestros de escuela, hasta los “los formadores de formadores” de los profesorados, los conservatorios, e incluso también en escuelas populares de música. De acuerdo a lo que nos cuenta Juan Carlos Barroso, o Cachi, como lo llaman alguno/as, desde este modelo se ubica “por sobre el sujeto, al contenido, o sea el objeto de estudio”, se impone desde la selección de contenidos en los programas, un discurso sobre lo que es “la música”, dejando en un segundo plano “las otras músicas”, como el tango y la zamba, según se las cataloga en los planes de estudio, o directamente ni siquiera reconociendo estilos propios de la música popular latinoamericana, tales como el candombe, el choro, valses peruanos, joropos, entre otros. “Necesitamos que nuestra cultura sea respetada” plantea Cachi, y “que desde la música podamos a hacer un debate”, “es una buena herramienta para poder hacer cambios en la sociedad”, agrega. Además plantea que nos encontramos en una coyuntura política que nos da la posibilidad de construir nuestra identidad cultural, reconociéndonos como pluriculturales, y que esto nos permita una mejor convivencia entre todo/as en estas tierras.
También nos cuenta sobre la forma de trabajar que tienen en su escuela de música Yupana, donde buscan desestructurar y no reproducir en sus prácticas, los anteriormente mencionados esquemas de enseñanza establecidos que se cuestionan desde FLADEM: “los chicos proponen su música para tocar, cada uno tiene sus formas, su tiempo. Nosotros no tenemos métodos de música acá en Yupana. Cada pibe es un método en sí mismo, y lo que hace el educador es ir trabajando con el pibe, viendo la manera en que él puede aprender”, “porque el otro que está sentado al lado, en el mismo horario en el mismo lugar, que va a la misma escuela, que vive en el mismo barrio, tiene otra manera de aprender”. Para ello/as “no existe `el método´ de enseñanza de música”, y agrega “esto lo fuimos aprendiendo con el ejercicio, donde fuimos cambiando nuestras formas de trabajar”.
En esta línea, en el encuentro “Repensando nuestras prácticas” se propone que todo/as lo/s que asistan al mismo, participen de dos talleres, “Música y Psicomo-tricidad”: una mirada desde la rítmica de J. Dalcroze, que será coordinado por el Lic. Germán Halili; y “Despeinando Sonidos”: las posibilidades sonoras de la voz y el cuerpo para la vivencia y creación de juegos musicales, que será coordinado por la Prof. Andrea Bozzo. La jornada será gratuita y habrá un bono contribución para quienes deseen llevarse material teórico y discográfico.
FLADEM OESTE se propone replicar este encuentro y generar nuevas actividades en otros espacios de las distintas localidades de Zona Oeste para continuar ampliando los espacios de discusión, por lo que la convocatoria está abierta a todo/as lo/as que deseen sumarse a participar.

.

El arte, despierta en “BUHO”, novedoso ciclo artístico de Hurlingham

La cita es todos los domingos desde las 20:30 hs, en El Galpón Clásico de Hurlingham (Av. Roca 1271), donde se busca promover el compartir distintas expresiones artísticas: escritura, pintura, dibujo, fotografía, música, etc, junto a una cena, en un ambiente cálido y de camaradería entre lo/as presentes. Esta serie de encuentros se viene desarrollando desde principios de abril y está planificado que continúe realizándose hasta fin de año. La entrada es gratuita y la convocatoria a participar de esta propuesta está abierta a todas las personas que lo deseen.
“Todas las noches es algo distinto”, expresa Aye Davanita, una de las impulsoras de este proyecto, acerca de las experiencias que resultaron de BUHO. Y agrega, “lo sorprendente y lo espontáneo está ahí todo el tiempo y está bueno apostar a eso”, refiriéndose a los objetivos que se plantean desde el equipo de trabajo (Producción y organización: Fede Bouquet y Aye Davanita/ Diseño Gráfico: Camila Enrique/ Lectura: Rocío Casares/ Comunicación: Mariano Felchle/ DJ: Matias Principato). La idea que persigue esta iniciativa, es seguir generando nuevos espacios en Hurlingham, donde todo/as podamos expresarnos. “Todos tenemos algo para leer, que dibujamos o que queremos dibujar” comenta Aye, quien también fue parte junto a otro/as compañero/as, de la producción y organización de los ciclos artísticos de “Rueda. Arte en movimiento” también llevados a cabo en nuestra ciudad.
Al nombre “Buho”, cuenta Aye, que lo eligieron por la simbología existente en torno al mismo, para representar al espíritu de este ciclo de arte, destacando en su relato los conceptos de “percepción”, “sabiduría”, “creación”, “iniciación”. Además con humor expresa, “somos todos búhos, medio nocturnos”.
En los domingos que pasaron estuvieron tocando los siguientes músicos: Tremebundos, Nico Graciano y La feria Errante, Martin Strambini, Rodrigo Tarsitano, Desde Algún Lado (Camila Dougall, Esteban Bisio, Constanza Dougall y Federico Buscarons); y leyendo relatos y poemas: Maggie Rosemberg, Guillermo Carrizo, Maximiliano Sambucetti, Ezequiel Alván, Rocío Casares, Leonel Ibañez, Mariano Felchle, Lucio Esquivo Bur, Federico Cimatti, Hugo Feutray, Mikaeila Borgia, Patricio Pietrek, Sabri Ramos, Juan Sebastián Faccio, Raúl Moreschi, Aye Davanita, Nacho Román Bazán. Mientras que “el dibujo en vivo” fue llevado adelante en las distintas oportunidades por: Leandro Longo, Grachu Piubello y Belén Sanchez. También se presentaron exposiciones de: María Eugenia López, Agus Guiraud y Rocío Casares. Y acompañaron estas noches las producciones creativas del Dj Matias Principato, y los Vjs: Agus Guiraud y Fede Bouquet.
BUHO nos ofrece una alternativa que pretende cambiar lo que nos significa el domingo generalmente, para “que sea un día distinto” (o más bien, noche), con otra energía y así “empezar el lunes de otra manera”.
“Hay una comunidad que no duerme, que no descansa ni siquiera los domingos, porque entendió que el domingo es el día más productivo e importante de la semana, porque opera como el sueño, acumulando todo lo aprendido, visto, escuchado y percibido en un día, en una noche. Así, una semana se condensa en un día que aparenta ser de carácter existencial, pero que si miramos de cerca, si prestamos atención, es solo un reflejo más claro de una semana, que se esfumó tan rápido que ni nos dimos cuenta y con una sensibilidad particular. El domingo la maquinaría urbana duerme, para que la maquinaría creativa se active” (Fragmento del manifiesto creado por los integrantes de BUHO).

Facebook de contacto: BUHO

.

Luca y Sokol presentes en la memoria colectiva de Hurlingham

El Espacio de la Memoria de Hurlingham (Ricchieri y Jauretche) nos encontró a muchos y muchas, recordando a Luca Prodan y Alejandro “El bocha” Sokol, emblemáticos músicos e históricos referentes de la cultura del rock local, en un homenaje organizado por el colectivo “Hurlingham Rock para la Victoria”, que se llevó a cabo desde las 14 hs del pasado sábado 9 de mayo.

Fue a partir de la muestra: “Luca, El Sonido y la Furia” de Andrea Prodan organizada por el Ministerio de Cultura de la Nación que tuvo lugar en El Museo del Libro y de la Lengua de la Biblioteca Nacional desde el 6 al 20 de marzo del corriente año, que surgió la idea de impulsar una actividad similar en Hurlingham, incluyendo además, la muestra “Sokol Nuestro”, al ambos músicos, haber sido creadores de la legendaria banda de rock “Sumo”, nacida en nuestra querida ciudad.
La jornada cultural que fue abierta a toda la comunidad, combinó una muestra fotográfica y videos de algunos momentos de la vida de ambos artistas junto a un festival de rock del que formaron parte músicos locales: Macalma, La caja del polaco,  Mirame las medias, Montojo y La Suma,  La ruina del mejor, Orquesta de música Yupana, Kakilambé, Así de corta, y Nico Graciano & la Feria Errante, entre otros. También se expusieron afiches con frases sobre Luca y Sokol, cassettes viejos, y viejos recortes de notas periodísticas.
Varias organizaciones y medios de comunicación alternativos de nuestro municipio estuvieron participando de este evento: el grupo de artes Yupana, la Comisión por la Memoria, Verdad y Justicia, el Centro de Prevención de Adicciones, la cooperativa de comunicación popular La Oreja activa, la radio FM Triac (que estuvo transmitiendo el evento en vivo a Córdoba), el Foro de Género de Hurlingham, la agrupación Negros de Mierda y referentes del FPV y de la Campaña Contra la Violencia Institucional, quienes estuvieron juntando firmas, y acompañando el pedido de justicia de la familia de Diego Aljanati, niño de nuestra comunidad, que fue asesinado por la policía en Ituzaingó.
Sin duda, fue un día colmado de emociones para la mayoría de los presentes, y un momento de reconocimiento mutuo entre muchos grupos de personas de nuestra comunidad que están trabajando desde hace tiempo, no solo para continuar recuperando nuestra historia, sino  también para construirla día a día.

.

Facundo Rizzo: corazón de clown

Facundo Rizzo, de 28 años, es un actor y docente de Hurlingham, que concibe al teatro como una herramienta que posibilita la transformación en todos los sentidos.

Personalmente, logra transmitir su intensidad, compromiso, sentido del humor y calidez humana, presentes en su forma de transitar la vida, dejando refulgir su visión de artista.
De chico cuenta que no le interesaba jugar a las cosas que le gustaban a la mayoría de los niños. Disfrutaba de mirar la telenovela infantil “Chiquititas” y también le gustaba la actriz Leticia Bredice, mientras tanto, empezaban a nacer en él, las ganas de actuar, por lo que le pidió a su mamá que lo anotara en teatro. Así fue que comenzó a ir a un taller de teatro para niño/as, en el cual conoció el “clown”, cuando tenía alrededor de 8 años. Ya a los 20, empezó a formarse en el profesorado, de la Escuela de Teatro de Morón donde se gestó el grupo de clown “Petecos” con sus actuales compañeros y amigos Jonatan Marquez y Juan Samayoa. Una de las primeras obras que realizaron con “Petecos”, fue “Noti miento”, en la cual se presentaba un noticiero amarillista cliché donde se ironizaba sobre los medios masivos de comunicación alrededor de la idea de “como te dan el tinte que quieren para cada noticia”. Con el tiempo, en busca de nuevas experiencias, con el apoyo y dirección de su entonces profesora y guía Gladys González e inspirado por el unipersonal “Carnes Tolendas”, de Camila Sosa Villada, a quien admira profundamente, Facundo comenzó a emprender un unipersonal de danza teatro, al momento que estaba asumiendo su identidad sexual y planteándoselo a su familia. Utilizó entonces, todo lo que le estaba pasando para plasmarlo en este trabajo, llamado “Líquido Varón”, en el cual la metáfora que se plantea es transmitir “lo que siente un pez fuera del agua”. La trama del mismo, si bien estaba fuertemente inspirada por la temática de la diversidad sexual, no estaba orientada a abordar particularmente ese tema, porque “el pez fuera del agua” puede ser cualquier persona que no se sienta que está dentro de los ideales y parámetros socialmente esperables y aceptables y que por esto sea discriminada. En el momento que se encontraba realizando “Líquido Varón”, a la vez estaba militando en un grupo de Morón llamado “Varones por la diversidad”. También formó y forma parte de “Varones Floreciendo”, un grupo de varones que se cuestiona sobre las masculinidades. En relación a esto, a lo largo de la conversación Facundo reflexiona sobre la necesidad de seguir cuestionando al sistema y generar espacios de debate: “Esta sociedad te da privilegios, siendo hombre heterosexual, blanco y adinerado, entonces no tendrías por que cuestionarte el machismo ni el patriarcado”. Sobre este punto continua la reflexión: “No es que el tipo la pasa bien en este sistema patriarcal, te engañas si pensas que estas bien, que está todo perfecto… pero si hay alguien que está cómodo, es el hombre (al que se refirió antes), entonces tampoco hay una iniciativa de querer cuestionarse, de querer organizarse, como sí, les pasa a las mujeres, o como le pasa a la comunidad LGBTIQ.”// “Cuando te encontrás en una minoría, entre comillas, o te encontras con la dificultad que no te dejan ser en la calle, que te reprimen, o que te gritan cosas, bueno, ahí te encontras con la necesidad de encontrarte con otros que les pasa lo mismo, y ahí empieza a cambiar un poco la cosa también”.
Otro de sus trabajos realizados, que presentaron en el teatro IFT y luego en una gira por Colombia, fue el de la obra “No seras luna” de “Latina Productora”, dirigida por Cristian Franco. En esta obra es el protagonista y tuvo el desafío de actuar desnudo, experiencia que le dio un nuevo aprendizaje y otra perspectiva. Para él, hacer el desnudo fue una performance, e implicó una forma de aceptación de su cuerpo, a la vez que un acto de militancia en torno a los tabúes existentes sobre el cuerpo y la sexualidad. Entre sus proyectos futuros está, la participación en otra obra de Cristian Franco, “Ritual para no morir”, en las varietés “Noches bizarras” de Susy Shock una reconocida, artista y activista trans, y también su participación en las varietés de “Mujeres Quemando. Actualmente, se encuentra participando del rodaje, que arrancó desde septiembre del año pasado, del largometraje “Las noches sin lluvia”, adaptación de la obra “No seras luna”, apostando y creyendo en todo lo que se puede generar desde una productora independiente. Paralelamente, él vive de la docencia, dando clases de teatro en el Centro de Día de los Buenos Aires, en la Escuela Secundaria de Hurlingham N° 7, en su casa en Villa Tesei, y en La Rotonda Cultural (Pedro de Mendoza 1131) donde da otro taller inicial de clown, junto con su compañero del dúo de clown Carlos Camacho, los miércoles de 19 a 21 hs. Él, nos invita a incursionar en la experiencia de hacer teatro: “con las herramientas del teatro, si uno/a las quiere tomar para la vida, uno/a puede desinhibirse, correrse de la barrera de la vergüenza que siempre tenemos con expresarnos, poder decir algo. Desde ese lugar está buenísimo y a mucha gente le serviría”. Y sobre los talleres que él propone expresa que “el clown es una técnica que intenta reincorporar todo lo que fuimos perdiendo con el tiempo, porque el adulto va matando al niño o niña que llevamos dentro, y eso nos hace perder la ternura, nos hace endurecernos…de no poder reírnos de nuestro propio ridículo, nos hace perder la ingenuidad. Los valores que tiene el clown, el payaso, son muy lindos, como nutritivos”// “Tiene su parte de desafío, pero también tiene su parte muy sanadora”. Y aclara: “no somos terapeutas, ni psicólogos, somos solamente personas que hacemos esta técnica y queremos compartirla”.
(Facebook de contacto: Facundo Rie)

.